Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Wixen Music Publishing Inc. que es la compañía editora musical que administra y protege los derechos de reconocidos artistas internacionales como Tom Petty, Neil Young, Audioslave, Missy Elliot, Tom Morello y decenas de músicos más, ha demandado a la popular compañía de streaming de origen sueco por infringir los derechos de autor de varias canciones de su catálogo, reclamando una indemnización por $1,600 millones de dólares.

Según mencionan algunos medios norteamericanos, la demanda se presentó el pasado viernes 29 de diciembre en una corte federal de California, y según explica la compañía afectada, Spotify ha infringido deliberadamente los derechos de autor de algunos de los artistas que administra.

Canciones como “Free Fallin” de Tom Petty, “Light My Fire” de The Doors, “(Girl We Got a) Good Thing” de Weezer, así como material discográfico de Janis Joplin, Rage Against the Machine, The Black Keys, The Beach Boys, Santana y Ry Cooder son algunos de los ejemplos que ha dado la editora de música en los que supuestamente Spotify ha infringido los derechos de autor.

Tom Petty

Según Wixen Music, Spotify cometió el error de contratar a Harry Fox Agency, que es una agencia proveedora de licencias y regalías en la industria musical, y la cual menciona el denunciante está mal equipada para obtener las licencias necesarias.

5 grupos mexicanos que no te puedes perder en Spotify

Hasta este momento, Spotify se ha negado a dar comentarios al respecto, pero ha cuestionado ante los tribunales que Wixen Music tenga por contrato la autorización y permiso de sus artistas para emprender este tipo de acciones legales, acusación a la que Wixen Music también se negó a dar comentarios.

Así mismo, el denunciante declaró que Spotify se ha convertido en una compañía que ha ganado miles de millones de dólares debido al uso de su música sin licencia, y que ellos no han encontrado con la compañía sueca una manera justa y legítima de compartir las ganancias por la reproducción de su música.

Esta no es la primera vez que Spotify se enfrenta a una demanda, pues en mayo pasado la empresa acordó pagar más de $43 millones de dólares para concluir una demanda colectiva en la que se le acusaba de no pagar las regalías por varias de las canciones que están disponibles para sus usuarios en el catálogo de la compañía.

Así es la nueva interfaz de Spotify para Android

Tendremos que esperar y ver si hay algún acuerdo económico entre ambas partes, o si la compañía seguirá la demanda en la corte federal de California.

Comentarios