Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Google, Facebook, Twitter y Microsoft han acordado aliarse en la lucha contra las expresiones de odio con un nuevo código de conducta que fue anunciado por la Unión Europea.

Bajo este nuevo acuerdo, los cuatro gigantes de la tecnología prometen revisar y, si es necesario, eliminar la mayoría de las expresiones de odio que son de su conocimiento en un lapso de menos de 24 horas.

El nuevo código de conducta es tanto una respuesta a los ataques terroristas en París y Bruselas como a la creciente violencia de la derecha en toda Europa. En muchos sentidos, sigue reglas similares que ya han estado en vigor en Alemania desde hace algún tiempo.

Esta iniciativa también incluye un compromiso de cooperación más estrecho entre las cuatro empresas para desarrollar mejores prácticas en toda la industria, así como el apoyo de la lucha contra el discurso de odio. Las compañías participantes apuntan a continuar su trabajo en la identificación y promoción de contra-narrativas independientes, de nuevas ideas e iniciativas y el apoyo a los programas educativos que fomentan el pensamiento crítico.

Las cuatro empresas de tecnología alabaron el acuerdo, diciendo que está en línea con sus esfuerzos existentes contra el discurso de odio.

“Seguimos comprometidos a dejar que los tuits fluyan. Sin embargo, existe una clara distinción entre la libertad de expresión y una conducta que incite a la violencia y el odio”, declaró la cabeza de política pública de Twitter en Europa, Karen White.

]Cabe recordar que hace unos meses, la red social expandió el equipo que revisa los reportes de actividad terrorista en la red y en febrero se reveló que en tan solo siete meses había cerrado 125,000 cuentas por amenazas o por promoción de actos terroristas.

“Estamos comprometidos a dar a las personas el acceso a la información a través de nuestros servicios, pero siempre hemos prohibido el discurso ilegal de odio en nuestras plataformas”, añadió la directora de relaciones públicas de Google con el gobierno, Lie Junius.

Por su parte, Monika Bickert, directora de administración de políticas globales de Facebook, dijo que en su compañía se esfuerzan por encontrar un equilibrio entre el dar a la gente el poder de expresarse y garantizar un entorno respetuoso, además de que exhortan a las personas a usar sus herramientas para reportar el contenido que crean que viola sus estándares para que puedan investigar. Actualmente, la red social recibe hasta un millón de reportes de violaciones de condiciones de uso todos los días.

A inicios de este año, las más grandes empresas de tecnología también se reunieron con funcionarios del gobierno estadounidense para determinar cómo impedir que ISIS reclute terroristas en las redes sociales. En ese momento, el gobierno de Barack Obama pidió a las compañías que desarrollen técnicas para detectar la radicalización y para bloquear mensajes, fotos y videos pro-ISIS.

Referencias: Huffington Post, Euractiv, NBC News

Desde la Red…
Comentarios