Cuando Nintendo lanzó a la venta una versión renovada de su clásica consola NES, todo mundo se volvió loco; las ventas en Estados Unidos fueron tan altas que el producto se agotó en las tiendas en un abrir y cerrar de ojos. Y a pesar de los esfuerzos de Nintendo por seguir resurtiendo su producto este seguía vendiéndose tan rápido como pan caliente.

Tan buenos han sido los resultados que según la firma de seguimiento de ventas de los Estados Unidos, NPD Group, hasta ahora se han vendido poco más de 196 mil unidades de NES Mini en los Estados Unidos en tan solo 3 semanas. De seguir así, podría superar en su primer mes de venta las 220 mil unidades que el Wii U consiguió en sus primeros seis meses de vida en el mercado norteamericano.

El NES Mini se vende en 60 dólares en los Estados Unidos (el precio en México es de $2,000 pesos) y de momento solo es posible conseguirla a través de proveedores selectos. Pero lo que lo vuelve una excelente compra es que no necesita cartuchos para funcionar, ya que trae precargados 30 juegos clásicos de Nintendo que divertirán a todo tipo de público.

El éxito del NES Mini ha traído un aire de alivio para Nintendo que poco a poco había perdido la confianza de sus compradores tras el fracaso del Wii U. Pero ahora, siendo esta popular consola retro el primer lugar en búsquedas de Google en los Estados Unidos y con el recién lanzamiento de Super Mario Run para iPhone y iPad, parece que la compañía japonesa ha descubierto cuál es el camino que los  puede regresar al trono que tuvieron durante años.

Referencia: The Next Web, The Verge

Enlaces Patrocinados
Comentarios