Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

cursor_ratonLa Oficina de Patentes de los EEUU le ha otorgado a Google los derechos para desplegar resultados basados en cómo los usuarios mueven el cursor en sus pantallas. Y aunque esto suena en principio bizarro, los planes de Google son monitorear (valga el verbo), del movimiento del cursor, como por ejemplo, cuando el usuario está sobre un anuncio o un enlace, para así proveer resultados relevantes al respecto de esos anuncios, basándose en el comportamiento del cursor en la pantalla. Esto quiere decir que ya no se requeriría que el usuario dé click en un enlace que le interesa, lo cual abre un mundo de oportunidades para enfocar los anuncios para el usuario, lo cual es la fuente principal de ingresos de Google.

La patente, llamada “System and Method for Modulating Search Relevancy Using Pointer Activity Monitoring“(Sistema y método para modular la relevancia de las búsquedas usando y monitoreando la actividad del cursor), y con número 7756887, fue solicitada el 16 de febrero del 2005, pero fue hasta este mes que se publicó y se hizo pública. Es de hecho una continuación de una solicitud de patente llenada en diciembre del 2004.

Sin importar que esto quiera decir que Google está tras esta idea, es algo que habrá que verse, pero aparentemente al menos está en sus intenciones. Google ciertamente tiene los recursos y el poder humano para poner esto en acción justificando el costo con una utilidad potencial a través de una red más refinada de anuncios.

Un problema potencial que puede surgir con esta tecnología, sin embargo, es la privacidad. De nuevo. Exactamente ¿cómo es que Google monitoreará el movimiento del cursor? Actualmente sus estadísticas y análisis están basados en clicks que se dan. Para monitorear el cursor se necesitará un invasor potencial de la privacidad, que se salga de la web y se meta dentro del navegador del usuario.

Este problema puede evitarse escribiendo código en el motor de búsquedas, el cual, cuando se ejecuta, le manda información a Google sobre qué información está siendo requerida, lo cual, le indicaría al sistema que el cursor del ratón está sobre un enlace específico. Si no se toma éste o un enfoque parecido, esto podría ser un problema importante en la privacidad de los usuarios.

Fuente: TechEye

Desde la Red…
Comentarios