Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Una criptodivisa llamada LoopX recolectó unos 4.5 millones de dólares durante su ICO (Initial Coin Offering) y después de eso, desapareció con el dinero. El equipo de LoopX desapareció al inicio de la semana cuando borraron su cuenta de Facebook y quitaron su página web, así como la eliminación de todos los contenidos que tenían en YouTube. Todo sin explicación alguna, desde luego.

Por otra parte, el perfil de Twitter ahora solamente tiene un tuit, el cual es un enlace a un artículo de la página TheNextWeb.com y no está claro si esto lo puso el equipo de LoopX o bien alguien que se hizo de esta cuenta de Twitter cuando quedó vacante.

Las víctimas que invirtieron en esta iniciativa están buscando ahora su dinero en los foros de Bitcoin, por ejemplo BitCoinTalk y parecen haberse unido para presentar una denuncia penal. Antes de que LoopX cerrara sus actividades, anunció que había logrado recolectar 4.5 millones de dólares, de los 12 millones que querían tener para crear una app móvil de criptodivisas, basados en un algoritmo de intercambio financiero (trading) propietario.

En un correo que mandó LoopX a sus clientes la semana pasada, hicieron un aviso que bien podría considerarse irónico: “Tenemos muchas más sorpresas para ustedes en el transcurso de la semana ¡Estén atentos!”.

Las criptomonedas son el “fraude más grande de todos los tiempos”.

Desafortunadamente para las víctimas de este fraude, lo único que puede hacerse es presentar una denuncia penal para que las autoridades busquen a los creadores de la criptodivisa y en el mejor de los casos, puedan recuperar parte del dinero que recaudaron.

Este no es el primer caso de fraude con una criptodivisa naciente. En enero de este año, la propuesta ICO de Prodeum terminó con un letrero ofensivo en la página web del creador. Afortunadamente el ICO solamente recaudó un par de cientos de dólares y no como en este caso de LoopX, en donde las pérdidas ya son millonarias.

La moraleja del cuento es sencillo: no todo lo que brilla es oro y menos en un ambiente virtual. La gente pierde la cabeza y la razón cuando ve la posibilidad de una ganancia enorme con muy poco esfuerzo, pero esto es simplemente e preámbulo para que los defrauden. En realidad, no hay nada gratis o como dicen los administradores: “nadie te invita a comer gratis”.

Enlaces Patrocinados
Comentarios