Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

El pasado viernes 9 de febrero dieron inicio los Juegos Olímpicos de invierno en Pyeongchang, Corea del Sur, donde hemos visto un espectáculo de apertura a la altura de lo esperado, y donde Intel rompió el record por el mayor número de drones en el aire al utilizar 1,218 equipos con su tecnología para iluminar el cielo con el logo de los Juegos Olímpicos.

Y a pesar de que la seguridad fue otro de los temas en donde los organizadores tomaron especial atención, ya se ha presentado el primer ataque en este evento, aunque no ha tenido que ver con un atentado o incidente en algún estadio, sino un ataque orquestado por un grupo de hackers durante la ceremonia de apertura del evento.

Así lo han confirmado los organizadores, mencionando que sufrieron un ciberataque directamente a sus sistemas, situación que afectó los servicios de televisión e Internet, sin embargo, al momento del ataque no se dieron detalles sobre la falla de la que se percataron miles de espectadores en todo el mundo.

¿Cuál es la diferencia entre un hacker y un cracker?

Tanto Corea del Sur, como Corea del Norte, que son los organizadores de esta justa deportiva, se han coordinado con el Comité Olímpico Internacional para reportar los incidentes y hacer oficial que los problemas derivados de este ciberataque ya han sido solucionados, sin embargo, debido a la alta probabilidad de que otros crackers sigan atentando contra los sistemas de los Juegos Olímpicos se ha decidido no revelar ningún detalle relacionado con este suceso.

Corea del norte y sur desfilan juntas en Juegos Olímpicos de Invierno 2018

 

Por otra parte, el principal sospechoso del ataque según los reportes y declaraciones emitidas hasta ahora apuntan a Rusia, pues el ataque se gestó durante el desfile de los países participantes, concretamente mientras Corea del Sur y Corea del Norte desfilaban bajo una misma bandera, un hecho histórico en los Juegos Olímpicos, pero debido a que Corea del Norte es uno de los países organizadores, es poco probable que hackers de este país quisieran sabotear su desfile por televisión e Internet.

Por otra parte, los atletas rusos se vieron obligados a desfilar sin bandera e himno nacional después de que el Comité Olímpico Ruso fuera suspendido por las acusaciones de dopaje de varios atletas durante los anteriores Juegos Olímpicos de Invierno en el 2014 cuya sede fue en Sochi, Rusia.

Los eSports podrían llegar a los Juegos Olímpicos de Paris 2024

Esto ha llevado a los investigadores del ataque y organizadores a sospechar de hackers rusos como los orquestadores de este ciberataque, claro que no se han comprobado las acusaciones, aunque también existe la posibilidad de que se esté investigando la participación del gobierno ruso en el ataque.

Participa en nuestra encuesta:
Comentarios