Definitivamente, las pantallas han avanzado bastante a lo largo de los últimos años y parece que cada vez siguen siendo más y más sofisticadas. Las más recientes hechas para el consumidor son aquellas curvas como las que fabrica Samsung y Sony, pero ¿qué tal una pantalla que pueda flotar?

Es justo esto en lo que Mitsubishi se ha aventurado y si bien está lejos de ser un holograma 3D al estilo de Star Wars, al menos este sistema proyectará video en el aire, con la esperanza de que sea una realidad y comercializarlo a tiempo para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 .

Para lograr conseguirlo, Mitsubishi utilizará un par de tecnologías ópticas, donde una de ellas es un divisor de haz que divide los fotones entrantes en la luz reflejada y transmitida, mientras que una lámina retrorreflectante rebotaría la luz de vuelta en la misma dirección de donde provenía.

Disponiéndolas de cierta manera con una pantalla, se verá la luz reconverger con el fin de formar una imagen que se ve más o menos como si flotara en el aire. Mitsubishi ha desarrollado un programa de simulación óptica especial para encontrar la manera de ordenar los elementos con el fin de crear una imagen diagonal de 56 pulgadas que se encuentra a un metro desde el divisor de haz.

De acuerdo con la compañía, el principal problema de la tecnología es que las personas que no están acostumbradas a enfocar sus ojos en el espacio abierto les resulta difícil entender dónde se está visualizando la imagen aérea. Debido a ello, el sistema también proyecta imágenes en las paredes de guía a ambos lados de la pantalla para que sepa dónde buscar.

Esta tecnología podría ser usada para proyectar imágenes grandes en espacios públicos o mostrar imágenes de tamaño natural de las personas para la comunicación a distancia.

Referencias: Mitsubishi, Engadget

Enlaces Patrocinados
Comentarios