Research In Motion ha comunicado que pedirá de regreso 1,000 tabletas Playbook recientemente lanzadas, porque presentan una falla con el sistema operativo que podrían causarle problemas a los usuarios al momento de comenzar a usarlas. Sin embargo, parece ser que los daños son menores.

La compañía declaró para CrackBerry.com que la mayoría de estas tabletas aun no se encuentran en las manos de consumidor final, sino en canales de distribución. Para ser más específicos, parece ser que el lote defectuoso estaba en manos de la cadena de distribución de equipo de oficina Staples Inc., de acuerdo a un reporte de Engadget.

Hasta el momento el problema está localizado en Europa y aun se esperan comentarios de RIM. Por otra parte, la compañía espera que esta tableta los coloque de nuevo en el mapa de los mejores gadgets. Todo es cuestión de probarla, y ver si será un producto estrella.

Fuente: Reuters UK

Enlaces Patrocinados
Comentarios