DefCon es una conferencia para hackers, cuya edición número 25 se llevó a cabo en Las Vegas este fin de semana pasado. En ella, sorpresivamente, apareció Garry Kasparov, cuyo mensaje no pudo tener mejor acogida entre hackers.

“Los humanos deberían abrazar los cambios que las máquinas inteligentes ofrecen a la sociedad”, dice Garry Kasparov. En una conferencia DefCon en Las Vegas, el excampeón del mundo de ajedrez indicó que el avance de la inteligencia artificial no debería ser tratado como una gran amenaza para la humanidad. Kasparov le dio la bienvenida al cambio y dijo que podría ser para bien si sus efectos pudiesen acelerarse.

Seguramente muchos recordarán que Garry Kasparov perdió un encuentro de ajedrez clásico contra la computadora de IBM, Deep Blue, quien le ganara un corto match a 6 partidas, en donde el campeón humano perdiese inexplicablemente -para muchos- la última partida del encuentro, después de un sacrificio teórico de una pieza que el mejor jugador de todos los tiempos no pudo contener. Vamos, que Kasparov ha sido un protagonista de uno de los capítulos más asombrosos de la IA, cuando finalmente una máquina lo vence en uno de los juegos de mesa más complejos que existen.

Facebook desactivó esta inteligencia artificial porque creó su propio idioma

Garry Kasparov puso en contexto este asunto. Hasta ahora estamos empezando a ver la verdadera IA, en donde digamos que “cajas negras” están llegando a decisiones por sí mismas. Cita, por ejemplo, a AlphaGo, como el programa que empieza a convertirse en la verdadera IA al tomar decisiones que incluso sus inventores no pueden explicar totalmente.

En contraste, dijo el excampeón del mundo, Deep Blue, la supercomputadora que lo venció en 1997 era simplemente una máquina muy, pero muy rápida, que usaba técnicas de “fuerza bruta” para ganar. “Deep Blue era tan inteligente como un reloj-alarma de mesa”, dijo Kasparov, “aunque perder contra un ‘reloj alarma’ de 10 millones de dólares no me hace sentir mejor”, indicó.

La llegada de nuevas máquinas, auténticamente más inteligentes, no es una amenaza para la humanidad, ha dicho Garry, porque la historia ha mostrado que casi cualquier nueva tecnología o innovación fue una fuerza de destrucción creativa. “El problema no es que las máquinas reemplacen a los humanos en sus trabajos y que vayan tras ellos en sus grados académicos y sus cuentas de Twitter”, dijo. “La tecnología, antes de crear trabajos los mata, siempre ha sido así”.

Hay ejemplos de las formas en que las máquinas inteligentes están ayudando a algunas personas a hacer sus trabajos mejor, permitiendo a las computadoras manejar lo que le cuesta trabajo a los seres humanos. Por ejemplo, dijo, los sistemas expertos pueden diagnosticar condiciones de forma más precisa que las personas pero esto puede colaborar a que las personas hagan un mejor trabajo cuando actúan en función a estos diagnósticos.

Las generaciones futuras podrían ver atras y asombrarse de que la vida en el siglo XXI haya sido tan centrada en las personas, indicó Kasparov, especialmente en campos como el manejo de automóviles, donde la fiabilidad humana pone más vidas en riesgo que las necesarias.

Zuckerberg contra Musk, la batalla sobre la Inteligencia artificial entre dos titanes de la tecnología

Cuando los humanos trabajan con máquinas inteligentes, hay grandes oportunidades para la creatividad y cambio para mejor, afirmó el gran campeón. “Tenemos todos estos temores de que las máquinas nos reemplazarán y que nos extinguiremos, pero creo que hay mucho espacio para la creatividad, pero mucho”. Y concluyó: “Los humanos son los que tienen que hacer lo que solamente los humanos pueden hacer y esto es un sueño, un gran sueño, el cual podemos lograr sacando todo el potencial de estas nuevas y sorprendentes herramientas”.

Referencias: BBC 

Enlaces Patrocinados
Comentarios