La inteligencia artificial (IA) es uno de los desarrollos humanos más sorprendentes de los últimos años, y se planea llegar aún más lejos en las próximas décadas, de hecho, muchas de las tecnologías que en este momento utilizamos planean funcionar con inteligencia artificial.

Y al igual que una película de ciencia ficción, investigadores de Facebook tuvieron que apagar una inteligencia artificial en la que estaban trabajando debido a que había desarrollado un nuevo idioma con el cual se comunicaba con otra inteligencia artificial.

En un principio se pensó que se trataba de un error, pero después de analizarlo pudieron comprobar que ambas máquinas se comunicaban en un lenguaje que los humanos no podían entender con facilidad.

Este sistema de inteligencia artificial puede simular cualquier voz humana

Contrario a las conjeturas que podamos tener, los investigadores decidieron apagar las maquinas, no por miedo a que su evolución trajera como resultado una inteligencia artificial malévola que acabara con la humanidad, sino que el simple hecho de que la IA pudiera comunicarse en un lenguaje que los humanos no conocen, haría que se perdiera el control sobre ella.

El lenguaje de estas máquinas era mucho más lógico que el inglés, qué es el idioma con el que se programó esta IA, sin embargo, después de analizarlo podemos darnos cuenta que los humanos jamás podríamos comunicarnos con las máquinas en su propio idioma porque nuestro nivel de razonamiento es diferente al de ellas.

IA

Como podemos ver, el hecho de que “Alice” repita 7 veces la palabra “to me” no significa que está averiada, sino que quiere 7 unidades, ¿de qué?, no lo sabemos, pero es por eso que los investigadores han decidido apagarla.

Zuckerberg contra Musk, la batalla sobre la Inteligencia artificial entre dos titanes de la tecnología

Ésta es una de las razones por las que recientemente Elon Musk ha mencionado que debemos empezar a regular la inteligencia artificial, porque de otra forma llegará el momento en que perdamos el control sobre estos desarrollos.

Referencia: Digital Journal

Enlaces Patrocinados
Comentarios