Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

iphone_sdk_hello_world1

Hace aproximadamente un mes, Apple cambió los términos del servicio de su kit de desarrollo para iPhone y iPad, en donde se incluían los de la sección 3.3.1, que prohíbe, prácticamente de facto, a los desarrolladores, usar Adobe Flash en sus dispositivos móviles. Ahora el New York Post informa que esta acción podría tener consecuencias inesperadas: una investigación de supuesto monopolio.

Según dicho artículo, “el Departamento de Justicia y la Comisión de Comercio Federal están involucrados en negociaciones para determinar cuál de los dos organismos de vigilancia comenzará una investigación antimonopolio de la nueva política de Apple (la de exigir a los desarrolladores de software que creen aplicaciones para dispositivos como el iPhone o el iPad que usen únicamente las herramientas de programación de Apple”).

Para los desarrolladores del iPhone, probablemente ya habrán escuchado hablar de los cambios del mes pasado en los términos del servicio de SDK, que indican que todas las aplicaciones “deben escribirse originalmente en C++ o Java Script tal y como los ejecuta el motor WebKit del iPhone OS, y sólo el código escrito en C, C++ y Objective-C puede compilar y enlazar directamente a las APIs documentadas”. Esto significa que cualquier otra solución para llevar aplicaciones basadas en cualquier otra herramienta de desarrollo, incluso en Flash, queda de repente y de tajo prohibida.

Nick Bilton, del blog Bits del New York Times el mes pasado, señala: “sin duda provocará cambios en las oficinas de Adobe Systems”, y parece que las consecuencias han ido más allá de eso. Así pues, aunque  Steve Jobs ha redactado una larga explicación la semana pasada de por qué no se permite Adobe Flash en ninguno de los dispositivos móviles de Apple, parece que los agujeros de seguridad y fallos técnicos podrían no ser motivo suficiente. De hecho, el que Jobs haya escrito una carta pública exponiendo sus razones solamente habla de la presión que la industria ha puesto sobre la decisión del CEO de Apple sobre en qué se puede programar el iPhone, iPod y iPad.

Según el Post, qué la agencia lance la investigación antimonopolio puede llegar en cuestión de días y “no significa necesariamente que se vayan a tomar medidas contra Apple, que afirma que su normativa existe para asegurar la calidad de las aplicaciones que vende a sus clientes”.

Fuente: NYPost

Desde la Red…
Comentarios