Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Una de las industrias donde podemos encontrar muchas y muy diversas innovaciones tecnológicas es la de la medicina, desde avances científicos, nuevas herramientas o soluciones, la medicina sigue una constante y vertiginosa evolución, donde la tecnología cada vez  juega un papel más importante.

Con esto en mente tenemos que hablar sobre el caso del doctor John Martin, quien a principios de este año se encontraba probando un nuevo dispositivo de ultrasonido portátil llamado Butterfly iQ, el cual además de ser muy portátil, al tener un tamaño equiparable a una rasuradora eléctrica, el equipo emplea el iPhone como pantalla, cerebro y memoria de lo que recibe, mostrando imágenes con gran calidad en blanco y negro del cuerpo humano.

Órganos impresos en 3D, el futuro de la medicina

Todo parecía normal pero el cirujano, al probar el dispositivo en su propio cuerpo —cómo era de esperarse— encontró una masa poco habitual en su garganta y aunque Martin no es Oncólogo, sus conocimientos médicos le permitieron reconocer que eso no era bueno y que podría ser cáncer por lo que con las imágenes obtenidas consultó a un colega especialista quien le confirmó su diagnostico ordenándole inmediatamente una cirugía y quimioterapia y es que como explica John fue la detección temprana junto al tratamiento eficaz e inmediato, lo que le permitió salvar su vida.

Obviamente este caso en especifico, le ha ayudado mucho a la campaña de la Startup que planea lanzar al mercado su Butterfly iQ el cual llegará el siguiente año (2018) con un precio menor a los 2000 dólares (aprox. 38,000 MXN), elevado sí, pero mucho menor al costo de una máquina de ultrasonido, la cual puede llegar a costar lo mismo o el doble (si ya es de segunda mano o no tan actual) hasta 10 veces más.

Sobre la calidad del producto, el Butterfly iQ ya ha sido aprobado por la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos en Estados Unidos) donde aprobó su uso para el diagnostico por imágenes en 13 aplicaciones médicas: Abdominal, Adulto cardiaco, Cardiaco pediátrico, Fetal / Obstétrico, Ginecológico, Músculoesqueleto (convencional), Músculoesqueleto (superficial), Pediátrico, Recipiente periférico, Orientación procedimental, Pequeño órgano y  Urología.

El Nobel de medicina 2017, para tres estadounidenses

Sobre la compatibilidad con los smartphones de Apple, el Butterfly iQ funciona desde el iPhone 6S en adelante, así como con el iPhone SE y se espera que la aplicación sea adaptada para funcionar de igual manera con las iPads actuales, así como trabajar una versión para Android.

También hay que recordar que según explican sus creadores el dispositivo está pensado para ser el auxiliar de los doctores o clínicas independientes que no tienen el espacio o el dinero para costear este tipo de equipo, o bien para elementos de rescate y emergencia como ambulancias.

Participa en nuestra encuesta:
Desde la Red…
Comentarios