Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Para muchos usuarios, Microsoft es más malo que la carne de puerco. Todo lo que se haga en Redmond es despreciable per se. Sin embargo, con el anuncio de la versión beta de Win 7 parece que la percepción sobre Microsoft bien podría cambiar.

El miércoles pasado, como ya sabemos, Ballmer anunció la disponibilidad de Win 7 beta en el CES 2009. Cabe señalar que a diferencia de años pasados, el CES (Consumer Electronic Show) presentó una baja en audiencia como ya reportó Javier Matuk desde el lugar de los hechos. La crisis financiera mundial sigue anotándose goles y nadie está exento de sufrir consecuencias económicas. La CES no fue la excepción. Pero aún así, la conferencia del no tan carismático Ballmer logró algo más que aplausos políticamente correctos. De alguna manera impresionó a la audiencia con las nuevas capacidades que Win 7 va a tener.

Ballmer dijo: “Windows 7 arranca más rápido, ofrece mejor tiempo de batería y tiene menos alertas“. La interfaz, como también se empieza a reportar, tiene detalles ingeniosos y es claro que las pantallas multitáctiles ya están en la mira para ser usadas para cuando la versión definitiva de Win 7 salga al mercado.

Microsoft necesita realmente tener éxito con su sistema operativo pues la última versión (Vista), resultó compleja, pesada y además, generadora de todo tipo de críticas desfavorables. Incluso a pesar de querer cambiar la imagen de Vista con el “proyecto Mojave“, parece ser que esto no impresionó a nadie y queda esa percepción de que Vista nomás no convence.

Así, Win 7 parece ser el reemplazo que Microsoft estaba necesitando y con el programa beta que han lanzado, pues se han ganado la simpatía de propios y extraños, de fanáticos y detractores, aunque la versión beta -que conste- expire en seis meses.

Para Ballmer, este es un tiempo de oportunidades. Si no me creen, vean lo que dijo: “Aunque la recesión cruce todo el globo terráqueo, se siente que estamos en un período de expectaciones reducidas -un tiempo en que podemos estar tentyados a temperar nuestro optimismo y reducir nuestras ambiciones. Pero sin importar qué pase con la economía o cuánto dure esta recesión, yo creo que nuestras vidas digitales solamente se enriquecerán contínuamente. No hay marcha atrás para el mundo interconectado y el paso de los avances tecnológicos nos acercan como personas unos con otros“.

Y no parecen solamente palabras bonitas de Steve Ballmer. Indicó que Microsoft invirtió 8 mil millones de dólares ein investigación y desarrollo el año pasado y que además, dijo, seguirá invirtiendo mucho, sin importar cómo vaya la economía: “Creo que las compañías y las industras que continúan buscando la innovación se posicionarán así mismas en el crecimiento, sobrepasando a aquellas que se han detenido. Al final del día es el poder de la innovación que nos lleva hacia adelante, sin importar el medio ambiente económico“.

Ballmer dijo que la tecnología tiene el potencial de cambiar la vida de las personas y que este enfoque no ha disminuído y de hecho, que es más fuerte que nunca antes. Un ejemplo de esto, de acuerdo al CEO de Microsoft es la necesidad de producir PCs baratas para hacer Internet accesible a miles de millones en el mundo y además, aseguró que el enfoque es unir las “tres pantallas” en la vida de todos: la televisión, el teléfono y la PC. Y habló además de “la nube“, una metáfora para los enlaces de Internet con otro tipo de medios electrónicos, los cuales llevarán información y servicios.

Ballmer concluyó así: “Microsoft está transformando lo que es Windows – de un sistema operativo a una plataforma de interconexión entre la PC, el teléfono, la TV y la nube“.

Fuente: TechNewsWorld

Desde la Red…
Comentarios