Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Lolita virtual contra pederastas

Los niños han llegado a constituir una parte importante de los usuarios activos de Internet, por lo que los pederastas la usan como una de sus principales herramientas para encontrar posibles víctimas. Con el fin de prevenir tales abusos, investigadores españoles han creado un software llamado Negobot capaz de hacerse pasar por una niña de catorce años de edad, para detectar y recopilar información personal de los pervertidos en chats y redes sociales.

Para que el software pueda extraer información de un sospechoso de abusador de menores utiliza la teoría de juegos, la cual le da guión de siete conversacionales diferentes simulando respuestas que normalmente haría un niño con varias formas de comportarse para no ser detectados. Pero dado que los pederastas más peligrosos pueden ocultar sus intenciones durante días o meses, el programa comienza con una postura neutra (nivel 0), que puede mantener indefinidamente, pero a medida que el sujeto muestra interés en un determinado tópico y en su infante interlocutor, ésta puede potenciarse para algún espectro en especial para lograr que el sospechoso termine entregándose él mismo.

Si el sujeto no muestra interés, se le tienta con una temática de su agrado pero sin entrar en temas personales desde el nivel -1 hasta el -3, cuando se muestra insistente, casi ofendido, para intentar captar su atención.

Por el contrario, si se detectan comportamientos sospechosos como la petición de información personal, o la indiferencia ante la edad de la niña virtual, el nivel aumenta hasta alcanzar el +3, que intenta conseguir datos personales del sospechoso.

Para evitar levantar sospechas ante los supuestos pederastas, Negobot guarda un registro con información de los sujetos, para poder mantener conversaciones separadas en el tiempo, así como técnicas para variar los tiempos de respuesta, tomar la iniciativa de la conversación en ocasiones o emplear un lenguaje coloquial e incluso mal escrito.

“Su nivel conversacional es muy amplio, pero cuenta con algunas complicaciones, como por ejemplo es incapaz de detectar fenómenos lingüísticos como la ironía, por lo que estamos trabajando en motores de lenguaje más potentes para que los criminales no descubran la trampa antes de ser aprehendidos”, dijo Carlos Laorden, investigador de DeustoTech y miembro del equipo creador de Negobot.

Actualmente el Negobot ya está implementado y activo para pruebas en el servicio de chat de Google, y en espera de ser llevado a más canales y diferentes idiomas.

En cuanto a los posibles mal entendidos, Laorden aclara que Negobot nunca incita al delito este solo mantiene conversaciones con gente que se dirige a ella en primer lugar, teniendo una plática normal de manera eterna sin que el usuario sea catalogado como pedófilo. Pero si la conversación es sospechosa, la idea es comunicarlo a las autoridades para que puedan evaluarla e iniciar una investigación en caso de ser necesario.

Así mismo Laorden tampoco piensa que dar a conocer a Negobot le reste efectividad. “¿Tendría más efectividad que la gente no supiera que existen cuerpos de seguridad evitando que se cometan actos delictivos?, toda acción disuasoria es buena. Dar a conocer herramientas como la de Negobot puede hacer que un posible pederasta se lo piense la próxima vez”.

Referencia: ESI

Participa en nuestra encuesta:
Desde la Red…
Comentarios