Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Desde hace tiempo la posibilidad de transformar las carreteras en enormes paneles solares ha sido una teoría constante, donde diversos emprendedores han intentado lograr esta hazaña, pero al parecer Francia ha sido el primero en lograrlo.

El pueblo de Normandía, Francia, ha logrado ser el primer lugar en contar con una carretera solar del mundo, la cual cuenta con un kilometro de distancia y esta compuesta por 2,800 metros cuadrados de paneles solares.

Esta iniciativa llamada Wattway fue desarrollada por el Instituto Nacional de Energía Solar junto con la compañía Colas Group, especialista en la construcción de carreteras y vías ferroviarias, quienes buscan demostrar los beneficios que de emplear las carreteras como zonas captadoras de luz y que a la larga podría convertirse en la mejor fuente energética.

Sobre los paneles solares, están fabricados especialmente de silicio cristalino para además de ser muy delgados ser muy resistentes, tener propiedades antideslizantes para los coches, motocicletas y camiones y a su vez resulten ser efectivas a la hora de la captación de luz.

Según explican sus desarrolladores con un kilometro de esta carretera se puede proporcionar la energía suficiente para ser la fuente de iluminación publica de una población de 5,000 habitantes.

SolarCity y Tesla logran que una isla completa funcione con energía solar

Sin duda, un gran logro que Wattway busca replicar en más partes de Francia, donde deberán de demostrar la vialidad de su producto a largo plazo ya que el costo de su implementación es su gran enemigo al ser alrededor de 5 millones de euros, aunque claro, una vez perfeccionado el sistema podría ser más eficiente y más barata su producción.

Referencia: Wattway

Desde la Red…
Comentarios