Ya se vislumbraba esto desde hace tiempo, desde antes de que existiera el primer título de Blu-ray: la migración hacia el ocaso analógico ha dado un nuevo paso.

Desde ahora, cualquier reproductor Blu-ray anunciado después de enero de 2011 podrá emitir señales en HD únicamente a través de HDMI (los reproductores que comenzaron a ser embarcados desde el año pasado podrán seguir siendo vendidos hasta finales de este año).

Si prefieres o necesitas reproducir video a través de componente, puede que optes por adquirir un Blu-ray player con ese tipo de salida ahora que aún están disponibles, aunque esto no es garantía de obtener calidad HD en tu televisor debido al protocolo ICT.

ICT (Image Constraint Token, por sus siglas en inglés) es un protocolo empleado para evitar que las copias piratas tengan calidad HD. El problema es que si un título tiene ICT y la imagen es reproducida por medios análogos, el reproductor automáticamente reduce la calidad de video a 960 x 540 píxeles. Lo malo es que ese protocolo aparentemente no será opcional para los estudios y vendrá indicado en la portada del disco si es que está presente.

La escena final en el ocaso analógico será en 2013 cuando las salidas de ese tipo sean removidas completamente de los Blu-ray players, pero quizá para ese entonces tengamos algo más de que preocuparnos como la distribución digital o el ultra HD.

Ultra High Definition Video o UHDV es un formato de imagen experimental que propone devolver una calidad de 7680 x 4320 píxeles o 4320p, cuadriplicando la actual calidad máxima de Full HD que es de 1920 x 1080.

Poco a poco hemos visto cómo se han hecho cambios y ajustes para las nuevas tecnologías, descartando lo antiguo y obsoleto por lo nuevo. Hay personas a quienes no les agrada esto, sin embargo no se puede negar que casi siempre esta evolución es para bien.

Fuente: Engadget

Imagen: CE Pro

Enlaces Patrocinados
Comentarios