Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Expresidente de Nintendo de América contesta los ataques de Trump

El presidente de Estados Unidos atacó a los videojuegos y le contestaron como los grandes

A raíz de los tiroteos que tuvieron lugar este sábado 3 y domingo 4 de agosto en Estados Unidos y en los que perdieron la vida 30 personas, varios políticos de ese país comenzaron a manifestarse en torno a los posibles detonantes de estos episodios de violencia.

De esta manera, políticos como Kevin McCarthy señalaron directamente a los videojuegos como culpables de incitar a la violencia, y Donald Trump se sumó a esa postura, diciendo que estos glorifican la violencia de nuestra sociedad.

Al respecto, Reggie Fils-Aime, expresidente de Nintendo of America, contestó las declaraciones de Trump, implícitamente lo tildó de desinformado y dio datos duros sobre la relación entre los países que más consumen videojuegos y los que tienen mayor incidencia de episodios de violencia.

“Cuando los desinformados son críticos de la comunidad e industria del videojuego, surge una historia de impacto. El hecho es que los países con alta rentabilidad per cápita en materia de videojuegos son los que tienen menos índice de muertes por tiroteos. Excepto Estados Unidos, en donde el 4% de la población tiene el 43% de todas las armas”, escribió Reggie junto a su retuit de una publicación de Geoff Keighley sobre el poder de la industria del videojuego.

Además, Reggie añadió una imagen con dos tablas estadísticas; una con la rentabilidad per cápita de los videojuegos y otra con las muertes violentas producto de arma de fuego, ambas teniendo como punto de partida los 10 mismos países.

En ese sentido, las tablas reflejan que los países en donde hay mayor rentabilidad son, en orden descendente, Corea del sur, China, Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Alemania, Francia, España, Italia y Japón.

Y de esos, Estados Unidos es el único que tiene una colosal incidencia de muertes violentas por arma de fuego.

Como dice Reggie, los hechos son hechos y ante ellos es difícil refutar.