Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

De acuerdo a la empresa Sony, OLED es la siguiente tecnología en despliegue y es probable que en algunos años se vuelva el estándar. Así, la compañía japonesa se ha comprometido a seguir el desarrollo y la producción de este tipo de pantallas.

Pero… ¿qué es OLED? De acuerdo a la Wikipedia, es un diodo orgánico de emisión de luz, también conocido como OLED (acrónimo del inglés: Organic Light-Emitting Diode), que se basa en una capa electroluminiscente formada por una película de componentes orgánicos que reaccionan, a una determinada estimulación eléctrica, generando y emitiendo luz por sí mismos.

Existen muchas tecnologías OLED diferentes, tantas como la gran diversidad de estructuras (y materiales) que se han podido idear (e implementar) para contener y mantener la capa electroluminiscente, así como según el tipo de componentes orgánicos utilizados.

Las principales ventajas de los OLEDs son menor costo (aunque es claro que por el momento son muy costosos en términos de desarrollo), mayor escalabilidad, mayor rango de colores, más contrastes y brillos, mayor ángulo de visión, menor consumo y, en algunas tecnologías, flexibilidad. Pero la degradación de los materiales OLED han limitado su uso por el momento. Actualmente se está investigando para dar solución a los problemas derivados de esta degradación, hecho que hará de los OLEDs una tecnología que puede reemplazar la actual hegemonía de las pantallas LCD (TFT) y de la pantalla de plasma.

Por todo ello, OLED puede y podrá ser usado en todo tipo de aplicaciones: pantallas de televisión, pantalla de ordenador, pantallas de dispositivos portátiles (teléfonos móviles, PDAs, reproductores MP3…), indicadores de información o de aviso, etc. con formatos que bajo cualquier diseño irán desde unas dimensiones pequeñas (2″) hasta enormes tamaños (equivalentes a los que se están consiguiendo con LCD). Mediante los OLEDs también se pueden crear grandes o pequeños carteles de publicidad, así como fuentes de luz para iluminar espacios generales. Además, algunas tecnologías OLED tienen la capacidad de tener una estructura flexible, lo que ya ha dado lugar a desarrollar pantallas plegables, y en el futuro quizá pantallas sobre ropa y tejidos, etc.

Para Sony, OLED es la mejor promesa y aunque en una convención de electrónica declaró que se enfocarían en la tecnología de pantallas muy grandes, como LCD, dejó en claro que OLED es aún parte de sus planes en lo que se refiere a televisiones. Sony piensa que el mercado de las televisiones OLED no sobrepasará al de LCD por un par de años. Sin embargo, han decidido cultivar la tecnología OLED de manera que puedan en el futuro dar nuevas ideas para un nuevo estilo de vida, haciendo un uso extensivo de dicha tecnología.

Por el momento las televisiones Bravia de LCD continuarán siendo el núcleo del negocio de Sony en lo que se refiere a televisiones, pero el desarrollo de OLED continuará. De hecho, hay rumores de que la empresa japonesa mostrará una pantalla gigante con tecnología OLED este año en la feria de comercio IFA de Berlín. Por el momento Sony es el primer fabricante que ha producido un monitor OLED, el XEL-1 de 11 pulgadas (y que a todo esto es carísimo considerando las otras tecnologías).

El periódico Korean Times indicó que ya hay un sucesor potencial, el XEL-2, de 21 pulgadas. Si esto es cierto, hay que ver cuál será el precio sugerido por Sony, pues simplemente el XEL-1 oscila entre 4500 y 5000 dólares.

Fuente: TechRadar

Desde la Red…
Comentarios