Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

El caso de Cambridge Analytica fue un parteaguas para Facebook, que tuvo que cambiar (o al menos pensar cómo hacerlo) muchas cosas respecto a los datos que aplicaciones de terceros podían acceder de manera sencilla. Sin embargo, cuando el caso de Cambridge Analytica ha dejado de ser un eco constante en Facebook, ahora se ha descubierto una nueva filtración de datos de usuarios por el uso de otra aplicación.

Ha sido New Scientist la que ha publicado una investigación que revela que una aplicación llamada myPersonality obtuvo datos de seis millones de usuarios que utilizaron la aplicación con la cual se buscaba obtener una predicción de su personalidad a través del famoso Facebook Login.

De estos seis millones, la mitad autorizó que los creadores de la aplicación tuvieran acceso a datos más sensibles de su cuenta. Y es que a pesar de que estos datos debían mantenerse almacenados de manera segura y anónima, la realidad es distinta, pues muchas personas pudieron acceder al grueso de datos, pues durante 4 años se compartieron en Internet para quien tuviera un usuario y contraseña válida para el acceso.

El costo del escándalo: Cierra Cambridge Analytica tras uso indebido de datos

Llama la atención que myPersonality fue creada por miembros de la Universidad de Cambridge, e incluso, Alexander Kogan (creador de thisisyourdigitallife con la que Cambridge Analytica obtuvo los datos de los usuarios) también participó durante algún tiempo en el proyecto.

Según la investigación, 280 personas de distintas empresas (entre ellas Google y Facebook) obtuvieron los datos personales de 3 millones de usuarios. Por su parte, Facebook ya ha bloqueado esta aplicación de la red social, y en este momento está investigando más detalles sobre los datos recolectados por myPersonality, sin embargo, este es otro duro golpe para Facebook, que nuevamente ve cómo cualquier aplicación es capaz de obtener datos de sus usuarios y publicarlos en internet sin problema alguno.

Comentarios