Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

La Raspberry Pi ha sido un éxito rotundo en el mundo del cómputo y la electrónica. Los creadores de la misma han logrado un costo mínimo para que cualquiera pueda tener una computadora completa en casa y además, ha desarrollado otros productos que da nuevas posibilidades a los usuarios.

La Fundación Pi tiene un producto llamado “módulo de cómputo”, el cual tiene ahora una versión mucho mejor, mejorada, que ahora usa el procesador que usa la Raspberry Pi 3. El módulo de cómputo, diseñado para aplicaciones industriales, se lanzó en abril del 2014 con el mismo procesador que la primera generación de tarjetas Raspberry Pi.

La actualización supone una tarjeta con 1 GB de RAM y con el procesador Broadcom BCM2837, que corre a 1.2 GHz. “Esto significa que da el doble de RAM y aproximadamente 10 veces el desempeño del CPU que el modulo de cómputo original”, dice el anuncio oficial de la Fundación Pi. Esta es la segunda versión del módulo de cómputo, pero se ha bautizado como “módulo de cómputo 3” para concordar con el número de versión de la tarjeta Pi.

La Pi puede servir como una computadora de escritorio con todas las facilidades esperadas en las mismas, incluso el sistema operativo Linux (Raspbian), pero el módulo de cómputo no tiene estrictamente los mismos conectores que la Pi porque está pensada para computación embebida por lo que tiene un conector estándar SODIMM. Por ejemplo, la última versión está siendo usada por NEC en letreros digitales, streaming y presentaciones. El nuevo módulo de cómputo puede correr Windows Iot Core y desde luego, soporta Linux.

Este nuevo módulo de cómputo tiene más flexibilidad en el caso de almacenamiento que el módulo original. “Un problema con él [módulo de cómputo 1] es que tenía almacenamiento flash de 4GB”, dice el anuncio. Pero algunos usuarios querían añadir su propio almacenamiento flash. “Para resolver esto, dos versiones del módulo de cómputo 3 están siendo lanzadas. Una con 4GB eMMC en la tarjeta y un modelo “lite” que requiere que el usuario añada su propia ranura para tarjetas SD o para memoria flash eMMC”. El módulo de cómputo cuesta 30 y 25 dólares, respectivamente.

La disponibilidad del módulo parece limitada y la versión de 30 dólares estaba agotada en sitios populares que venden los productos Pi. El módulo lite -incluyendo un kit de desarrollo de 200 dólares, está disponible en algunos distribuidores muy conocidos en el mundo de la electrónica.

Es interesante notar que el nuevo módulo de cómputo puede reemplazar el original en proyectos embebidos porque es prácticamente idéntico físicamente. Eso hace que sea incluso un atractivo más para probar las ventajas que presenta el nuevo módulo. Sin embargo, hay que destacar el hecho de que el procesador usa más energía eléctrica que el anterior y produce más calor, mucho más calor, porque lo que la Fundación hace la advertencia para no llevarse sorpresas.

Referencias: Ars Technica 

Desde la Red…
Comentarios