Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

La historia no es un asunto sin importancia. Gracias a los documentos del pasado podemos tener perspectiva y saber qué fuimos como seres humanos y hacia dónde hay que ir. Por ello hay museos y por ello hay mucha gente dedicada a conservar los valores del pasado. Sin embargo, a veces no es fácil esta labor, porque muchas veces eventos de la naturaleza pueden destruir documentación valiosa e irrecuperable.

Y esto es lo que le ha pasado a un valioso archivo del valle del silicio, en donde un incendio que destruyó mucha hectáreas en California, acabó con documentación valiosa de la empresa Hewlett-Packard, amén de matar a 23 personas y acabar con unas 6,800 viviendas.

William Hewlett y David Packard fundaron la empresa Hewlett-Packard en un garage en Palo Alto, California, con apenas 538 dólares en efectivo, en 1938. En el archivo del incendio se perdieron más de 100 cajas conteniendo documentos escritos por estos dos hombres, su correspondencia e incluso algunos discursos, los cuales se valoraron en cerca de 2 millones de dólares en el 2005, de un archivo total que vale unos 3.3 millones de dólares.

Keysight Technologies había adquirido este archivo en el 2014, cuando se separó formalmente de Agilent Technologies, una empresa de HP. En las noticias del incendio, Karen Lewis, ex-archivista de HP quien fuese la persona que armara las colecciones, dijo que fue irresponsable poner todo ese material en una construcción sin la protección adecuada, sobre todo considerando que la empresa (HP), por muchos años tuvo a buen resguardo todo este material, protegido contra fuego, entre muchas otras cosas.

Mi experiencia con el soporte técnico de HP en México

Lewis informó que el archivo debió haberse llevado a la Universidad de Stanford, donde los fundadores fueron alumnos: “Estos registros son una propiedad pública valiosa. No deberían estar en una corporación privada”. El enojo por esta situación lo comparte el ex-director de ingeniería de HP, Charles House, quien ahora es uno de los que apoyan al Museo de Historia de la Computación de los Estados Unidos. Él fue parte del equipo que inicialmente contrató a Lewis a mediados de los 1980s para preservar la historia de HP. Mientras la empresa se transformaba en lo que se llamó “el fenómeno HP: Innovación y transformación en los negocios”, House y Raymond Price intentaron muchas veces ver todos los archivos de la colección, pero solamente tuvieron acceso a una limitada cantidad de ellos. Los documentos perdidos en el fuego nunca estuvieron disponibles.

Sin embargo, la propia HP dijo en su momento que “al separarse Keysight Technologies de HP, los archivos se establecieron de forma tal que más de 75 años de historia se preservara. Estos archivos están en Atlanta, Georgia. Durante el incendio reciente, los archivos de Keysight Technologies sufrieron daños pero la empresa enfatiza que ninguno de los archivos históricos se dañaron y que están intactos, tanto en su forma física como digital”.

HP Enterprise muestra su nueva y poderosa computadora

No está pues nada claro si se perdió información histórica valiosa o no. Queda claro que la solución a este problema es la digitalización de estos archivos para poderlos preservar para las futuras generaciones. Todo esto quizás logre que finalmente todo esto se ponga finalmente accesible al público de alguna manera.

Desde la Red…
Comentarios