Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Después de muchos meses de trabajo en secreto, Microsoft está casi listo para empezar a hablar sobre sus planes de meter Windows en procesadores ARM. Sin embargo, mientras la compañía discute los esfuerzos que mostrará en el Consumer Electronics Show del año que viene, hay mucho que hacer aún para que un producto como éste pueda entrar en el mercado.

Entre los pasos que se necesitan es la creación de manejadores (drivers) que funcionen en los procesadores ARM, una situación que lleva mucho trabajo y tiempo, y que explica en parte por qué Microsoft está hablando de esta nueva iniciativa antes de tener algún producto listo.

A Microsoft le ha tomado años, por ejemplo, mover a los usuarios de las versiones de 32 bits de Windows, a la de 64 bits, y esto se debe en gran parte a la cantidad de manejadores (drivers) que necesita el hardware para hacer los cambios necesarios. Microsoft ha citado a una conferencia de prensa el 5 de enero, antes que la conferencia magistral que dará Steve Ballmer esa noche. El evento se espera que sea un foro en donde Microsoft discutirá los esfuerzos sobre el procesador ARM. Un representante de Microsoft declinó hacer ningún comentario al respecto.

No obstante las especulaciones sobre este tema se han incrementado desde que se supo que dos compañías firmaron un acuerdo de licencia en julio pasado. Microsoft ha sido deliberadamente poco preciso sobre el impacto del nuevo acuerdo, haciendo referencia a sus entonces esfuerzos existentes en las plataformas Windows Embedded y Windows Mobile.

ARM es un socio importante para Microsoft y nosotros desarrollamos múltiples sistemas operativos sobre la arquitectura de la compañía“. El gerente general de Microsoft, KD Hallman dijo en una declaración corporativa en el mes de julio. “Con más acceso a la tecnología ARM seremos capaces de mejorar nuestras investigaciones  y actividades de desarrollo en productos basados en este procesador“.

Moverse a los procesadores ARM con un producto al mejor estilo Windows pudiese ser el camino para ampliar el tiempo de vida de las baterías de los dispositivos móviles, un tema que ha sido importante siempre en el terreno de los dispositivos móviles, especialmente las tablets y los teléfonos inteligentes.

A pesar de toda la especulación sobre Windows en procesadores ARM, la discusión se ha centrado en el impacto que esto podría tener en las tablets. Este giro de mercado podría afectar desde luego a las netbooks, notebooks de baja potencia también.

Windows ha estado ligado a la arquitectura Intel y no es la primera vez que Microsoft ha decidido portar Windows a otros chips que no sean Intel, como los de Advanced Micro Devices (AMD). De hecho, Windows alguna vez corrió en equipo de Digital Equipment (DEC) y Microsoft ha hecho versiones de sus servidores que soportan el chip Itanium de Intel. Sin embargo, tales esfuerzos son muy costosos en dinero y tiempo. El hecho es que Microsoft se está adelantando a la amenaza de dispositivos móviles que consumen chips ARM.

Fuente: Mobilized Allthingsd

Desde la Red…
Comentarios