Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Intel ha decidido entrar al campo de juego, esta semana anunció que está colaborando con investigadores de universidades y de la industria del football americano, para encontrar la manera de evitar lesiones de cabeza en dicho deporte. Gracias a tecnología actual y futura en los procesadores de Intel, se están simulando colisiones para estudiar el impacto que recibe el cerebro.

En la conferencia SC10 en Nueva Orleans, Intel y sus socios presentaron sus avances y simulaciones. En dicha alianza se encuentran involucrados Ridell, el diseñador de equipo de protección para este deporte, la escuela de ingeniería Thayer, Wayne State University, University of Northern Colorado y Texas State University.

Las simulaciones son llevadas a cabo por estaciones de trabajo y una serie de computadoras vinculadas y gracias a un procesador Intel® Xeon® Processor. Los impactos son calculados gracias a jugadas reales así como datos proporcionados por Ridell HITS (Head Impact Telemetry System), un sistema dentro del casco del jugador que proporciona información en tiempo real.

Sin duda ningún equipo de protección puede evitar el 100% de los impactos o lesiones que puede recibir un jugador, pero Intel está haciendo lo necesario para evitar lo más posible daños a corto y largo plazo y las más lesiones posibles. A su vez la compañía está trabajando con Mayo Clinic para acelerar el escaneo y el proceso para analizar sus resultados. En este esfuerzo los escaneos cerebrales procesados con el chip Intel Many Integrated Core, corrieron 18% más rápido.

Este video muestra los desarrollos y estudios que está implementando la compañía a la de sus asociados.

Fuente: Intel Newsroom

Desde la Red…
Comentarios