Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

En días recientes se ha intensificado la competencia entre operadores de telecomunicaciones debido a que, de origen, proveían un solo servicio y con los avances tecnológicos recientes pueden dar una mayor cantidad de servicios por la misma vía de acceso al hogar u oficina.

Es por eso que empresas que no se habían enfrentado directamente hoy encuentran en el mercado mexicano un redituable potencial de crecimiento y canibalización. Como expresé en un post anterior, el empaquetamiento de servicios como telecomunicaciones fijas, móviles, internet y tv restringida, resulta atractivo al consumidor ya que, además de otorgar descuentos por la contratación de varios servicios, también dan la facilidad de pagar una sola factura.

Tal es el caso de Dish, la alianza de MVS con Echostar, para proveer televisión satelital a precios bajos (28 canales desde $149 pesos al mes IVA incluido) pero con la peculiaridad de opción a cargo al recibo Telmex, que para obtener el triple play le hace falta teléfono e internet, el cual lo ofrecen desde $389 pesos, así que el paquete más económico resulta en $538 pesos.

Por otra parte, Cablevisión tuvo una intensa campaña publicitaria en la zona metropolitana de la Ciudad de México para promocionar su paquete 3 en 1 por $657, aunque cabe aclarar que son considerablemente más canales los que ofrece pero aún a un precio inaccesible para el grueso de la población, y más en tiempos de crisis económica. Por eso, hace unos días Televisa presentó su servicio YOO, mediante su misma empresa de televisión por cable Cablevisión, en la que ofrece un paquete de triple play más austero desde $499 pesos con 40 canales.

Sin embargo, no son las únicas opciones que existen en el mercado. Existen operadores establecidos de cable y satelitales en todo el país como Megacable, Cablemás y Sky, por mencionar algunos. Pero también hay nuevos jugadores a la hora de transmitir televisión como el caso de Hi-TV, en poder de TV Azteca, que ofrece 20 canales de televisión abierta digital desde $1,999 pesos sin cobros mensuales, es decir, un desembolso de una vez por todas por el receptor.

Toda esta variedad de opciones se traduce en una competencia por menores precios, mejor calidad, mayor velocidad de descarga. Por si fuera poco, los usuarios cada vez contamos con más y mejor información sobre los servicios que se ofrecen, sabemos desde donde es más económico llamar, si un móvil, un fijo, si existen llamadas ilimitadas a ciertos números, sabemos que queremos más banda ancha y los canales de televisión que queremos ver; y todo esto actúa a favor del consumidor.
Para terminar, el diferenciador entre operadores estará en la cantidad, precio y calidad de llamadas que ofrezcan, los contenidos de sus canales de televisión transmitidos y el ancho de banda que logren entregar a sus clientes.

La pregunta es: ¿Quién podrá obtener y retener la mayor cantidad de clientes con tantas opciones?

Desde la Red…
Comentarios