Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

artificial_intelligenceNo hay duda que la industria del cine, particularmente la norteamericana, ha creado un estereotipo sobre lo que la computadora puede hacer. He aquí diez de los mitos más comunes:

10. Cuando la computadora falla, entonces todo tiende a explotar

Si la computadora de casa falla, sí, es molesto, pero no pasa nada. Estrictamente nada. En las películas, cuando la computadora falla, entonces todo empieza a explotar y arder. Claro, la forma en que esto pasa depende del tipo de película que estemos viendo: En Star Trek, el Capitán Kirk simplemente necesita preguntarle a una computadora alienígena que explique la emoción humana conocida como “amor“. Como resultado, el sistema entra en un ciclo bizarro que no puede computar y explota. En Star Wars, Episodio I, la destrucción de la nave principal hace que la armada de droids pierda el control y falle. Hacer explotar estaciones de control es nuestro favorito. Por suerte que esto no ocurre en la vida real. Imaginen el teclado explotando porque windows se congeló.

9. Hallar una contraseña es fácil

En todos los filmes, cuando el protagonista trata de hallar información vital en la computadora que está protegida con una contraseña, adivinarla es siempre fácil. Dadas tres oportunidades para la elección correcta, el actor hace algo como esto: 1. escribe una contraseña equivocada; 2. piensa mejor y escribe otra contraseña, pero se equivoca de nuevo; 3. ve alrededor en el cuarto, quizás haya un “flashback” a alguna parte anterior de la película, lo cual le da la inspiración necesaria y consigue entonces escribir la contraseña correcta.

8. Los chats en línea siempre despliegan los caracteres uno a uno.

Si en la película en cuestión usan la mensajería instantánea, cada caracter es desplegado lentamente. No sólo eso, pero siempre quien escribe es un extraordinario mecanógrafo que jamás comete un error. Nunca usa, por ejemplo, la tecla backspace.

7. Los archivos borrados desaparecen de la pantalla

Ya conoce usted la trama: el bueno de la película ha accedido a la computadora y busca archivos secretos, cuando uno de los tipos malos hackea el sistema y comienza a borrar archivos. No solamente desaparecen del disco duro, sino que de la aplicación de donde fueron abiertos. Nuestro héroe entonces se nota confundido y empieza a escribir frenéticamente en un esfuerzo por detener el proceso. Sin embargo, nadie ha pensado apagar la máquina, remover el disco duro o desconectarse de internet para evitar que el hacker siga haciendo sus maldades.

En Hollywood no hay ninguna herramienta para desborrar los archivos borrados, por lo que aparentemente, se han ido para siempre. Eso es suficiente para hacer llorar al más hombre.

6. Los virus hacen algo visual

Cuando una computadora, en la vida real, se infecta de un virus, usted no nota nada. Quizás un error ocasional o que los recursos del sistema se están agotando rápidamente. La razón para esto es que el hacker no va a anunciar su maldad. Es como si un ladrón se mete en una caja fuerte del banco, a través de un túnel y a la hora de la comida sale saludando y disparando a todos lados, anunciando lo que está haciendo.

Lo que los virus hacen en las películas raya en la estupidez. Pueden desplegar la imagen de una calavera cruzada por tibias sin ninguna razón aparente, o desplegar un mensaje diciendo “borrando archivos“. En todos los casos deja al usuario del sistema con cara de confusión dando teclazos, para evitar la desgracia que le pasa por enfrente de sus ojos.

5. Las computadoras tienen que estar controladas por un teclado

Aunque el hecho de que las computadoras actuales usan el teclado solamente para escribir ocasionalmente, en las películas, los actores usan solamente el teclado, a velocidades estúpidamente rápidas.

Muchas veces, de hecho, usan el ratón y despliegan un teclado. El actor entonces escribirá rápidamente mientras dice cosas estúpidas como: “necesito brincarme el algoritmo de encripción del servidor” o “estoy abriendo un puerto ahora“…

Viendo a esta gente teclear a altísimas velocidades nos hace pensar que escriben al azar letras. La única manera de tener mayor precisión sobre esto es tomar 1000 caracteres así escritos y sentarse a leerlos a ver si se producen frases dignas de Shakespeare.

4. Los buenos siempre usan Macs

Esto probablemente hable más del presupuesto para marketing de Apple,  pero el caso es que los buenos siempre usan una Mac. Nunca se verá a un maloso sacar su arma, disparar a un autobús lleno de monjas y entonces sacar su MacBook Pro para mandar un mensaje.

3. Se puede hacer zoom y mejorar cualquier imagen

Esto se ha visto como el caballito de batalla del escritor flojo (particularmente aquellos que trabajan en CSI): una cámara de seguridad o una foto se muestra en la pantalla. Alguien pide pasar a la zona G4 y aumentar y mejorar la imagen. Como si fuese magia, aparecen detalles impresionantes en la foto y el criminal es identificado.

Para que esto pudiese ser cierto, se necesitaría un sistema de circuito cerrado que use resolución de gigapixeles, o una tecnología increíble, inexistente.

2. las pantallas iluminan la cara de las personas

Por alguna razón Hollywood cree que cuando alguien usa un monitor, este debe proyectar su imagen sin lugar a dudas.

1. Dejándolas el tiempo suficiente, las computadoras se vuelven inteligentes

Usualmente dejar que la computadora procese datos la hace, de pronto, inteligente. esto coincide normalmente con computadoras que se vuelven diabólicas que buscan un plan para acabar con la humanidad.

Esto no tiene sentido. Toda computadora dejada encendida permanentemente sufrirá de alguno de estos problemas: fallas mecánicas (disco duro, ventiladores, fuente de poder, etc.), errores en el software (fallas en el sistema operativo, por ejemplo), sobrecalentamiento por el polvo acumulado. En el mejor de los casos quien actúe así recibirá una cuenta grande por la electricidad consumida.

Fuente: ExpertReviews

Desde la Red…
Comentarios