Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Stephen Hawking no se iba a ir “así nomás”. Una de las mentes más brillantes de nuestros tiempos dejó tras de sí una última teoría que podría cambiar nuestra concepción del Universo y ahora que se ha dado a conocer está cimbrando la escena científica.

Todo lo que sabíamos sobre cómo nacen la estrellas parece estar equivocado

El trabajo, enviado a revisión solo 10 días antes de la muerte del físico británico en marzo pasado, ofrece una imagen más simple de lo que sucedió hace 13.800 millones de años, cuando comenzó todo, en el Big Bang.

La última teoría sobre el origen del universo del científico británico fue desarrollada en colaboración con el profesor Thomas Hertog, de la universidad KU Leuven, y esta semana fue publicada por el Journal of High-Energy Physics. La teoría, que fue aceptada para su publicación antes de la muerte del físico británico el pasado 14 de marzo, predice que el universo es finito y más simple de lo que establecen los actuales estudios sobre el Big Bang, según una nota difundida por el European Research Council (ERC), que apoya el trabajo de Hertog. La investigación fue anunciada en julio del pasado año en una conferencia celebrada en Cambridge con motivo del 75 cumpleaños de Hawking.

En esta teoría se mantiene que cada partícula del universo es la punta unidimensional de una cuerda vibratoria hiperdimensional que le otorga sus propiedades. El principio holográfico, a su vez, sostiene que nuestro universo es algo así como la proyección en el espacio tridimensional de una realidad matemática que existe en una superficie bidimensional. Hawking y Hertog incluyen en su teoría la cuarta dimensión (el tiempo) y dicen que al principio del tiempo, la inflación eterna puede reducirse a un estado bidimensional eterno en una superficie espacial. Esta teoría se opone a otras versiones del mismo Hawking que sugerían que el universo podía ser infinito y sin fronteras. En este caso existe una frontera en el pasado y el universo es finito -lo cual lo hace más fácil de ser puesto a prueba científicamente.

“Ni Stephen ni yo estábamos contentos con ese escenario”, explicó a BBC Mundo Thomas Hertog, quien trató de encontrar una solución a este problema durante 20 años en compañía de Hawking.

“No estamos limitados a un universo único, pero nuestros descubrimientos demuestran que los universos posibles son mucho menos numerosos” de lo que piensan algunos investigadores, afirmó por su parte Stephen Hawking en el artículo publicado esta semana en el diario High Energy Physics.

Las investigaciones de ambos se basan en nuevas técnicas matemáticas desarrolladas para investigar una rama de la física conocida como “teoría de las cuerdas” -la idea de que las partículas materiales, en apariencia puntuales, son en realidad “estados vibracionales” de un objeto extendido más básico llamado “cuerda”.

Hawking murió el 14 de marzo en Cambridge (Inglaterra), tras haber sufrido desde 1964 una enfermedad neurodegenerativa que le dejó inmóvil y le obligaba a comunicarse a través de un sintetizador de voz.

Comentarios