Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

El CEO de Microsoft, Steve Ballmer, ha minimizado el sistema operativo móvil Android, indicando que él cree que su desarrollo no fue en ningún caso financieramente aceptable para Google. En una conferencia que dio en el día anual de la inversión en Telstra, junto con el CEO de dicha empresa, Ballmer indicó que Android no fue fácil para Google; “Pueden contratar a gente muy inteligente, contratar a un montón de personas, bla bla bla, pero ¿saben? ellos están conscientes de que están atrás en cierto sentido“.

Ballmer cuestionó la capacidad de hacer dinero con Android: “No entiendo realmente su estrategia. tal vez alguien sí la entiende. Si yo fuera a mi junta de accionistas y dijera ‘hey, hemos lanzado un nuevo producto que no tiene ningún modelo de utilidades’… no estoy seguro que mis accionistas lo tomarían muy bien. Pero eso es precisamente lo que les está diciendo Google a sus accionistas acerca de Android“.

Ballmer además comentó que “Google no está exactamente en el tope de los competidores en el mundo móvil. Quizás algún día, pero por el momento…“. Por su parte, el CEO de Telstra, Sol Trujillo dijo: “mi punto de vista es que [Android] es interesante, pero no obligatorio“. El líder de Telstra cuestionó la política de Google: “la primera generación de Android se vende… La pregunta es cuándo haces una segunda, tercera, cuarta generación?“.

La batalla, en los dispositivos móviles, sin embargo, parece  que no será simplemente el sistema operativo, sino la velocidad de acceso a la red. En la conferencia Telstra mostró la siguiente red G que permite un ancho de banda de 21 Mbps. Aparentemente Microsoft y Telstra se están asociando para el desarrollo de estas tecnologías. Telstra actualmente tiene un ancho de banda de 14.4 Mbps y busca que el año que viene ya puedan operar a 21 Mbps. Para lograr esto, Telstra ha trabajado con otras empresas como Sierra Wireless, Qualcomm y Ericsson. Ahora, aparentemente, Telstra tendrá el dispositivo más rápido en el mercado y con ello aseguradas alianzas con los jugadores más activos en este juego tecnológico.

Las opiniones de Ballmer son interesantes, aunque sólo plantean el problema de las utilidades de Google. Sólo piensa pues, en el dinero. ¿No habrá otro modelo que pueda generar dividendos? Quizás esto es lo que no alcanza a ver Ballmer y que Google, de alguna manera, ya sabe hacer.

Desde la Red…
Comentarios