Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

VIDEO. La creepypasta de Calamardo ya es parte de Bob Esponja

No es broma, tienes que verlo para creerlo

Si ya llevas rato surfeando en la web, debes saberte de memoria por lo menos dos o tres creepypastas, y en ese sentido sabrás que la de Calamardo de Bob Esponja es una de las más populares.

La creepypasta gira en torno al supuesto suicidio de Calamardo y la imagen con la que usualmente es asociada ahora forma parte de la caricatura oficial.

Vayamos por partes.

La creepypasta es conocida en el mundo de Internet como “El suicidio de Calamardo”, está narrada desde la perspectiva de una persona que hizo sus prácticas en Nickelodeon Studios en 2005 mientras era estudiante de animación, y gira en torno a una cinta que contiene una tétrica secuencia.

De acuerdo con la creepypasta, el practicante y otros colegas recibieron la cinta y al ver que se llamaba “El suicidio de Calamardo”, pensaron que se trataba de una broma de oficina. Reprodujeron el video y se encontraron con una secuencia en la que Calamardo permanecía sentado sobre su cama, mientras al fondo se escucha un muro de ruido que progresivamente se va intensificando.

7 mitos tecnológicos de terror que muchas personas creyeron

Esta escena se intercala con flashes fugaces de niños masacrados y hacia el desenlace Calamardo tiene los ojos rojos, como si estuviera desconectado de sí mismo. Una voz gruesa le dice que se mate y al final termina disparándose.

Esa imagen de los ojos rojos ahora oficialmente se incorporó a Bob Esponja en el episodio “SpongeBob in Randomland” de la temporada 12 y puedes ver la secuencia aquí abajo:

El creepypasta de Calamardo ya es canon.

Posted by HYPE on Saturday, September 21, 2019

Las creepypastas son historias de horror que viven en Internet. Por lo general son breves y las van generando los usuarios, casi siempre en torno a temas como el suicidio, el homicidio o entidades paranormales.

El impacto de las creepypastas ha traspasado las barreras de Internet y ahora hasta se hacen películas de Hollywood basadas en algunas, como ocurrió el año pasado con Slender Man.