Tras varios meses de desarrollo, la compañía automotriz alemana, BMW, presentó de manera prácticamente oficial su primer tapete cargador inalámbrico para automóviles, en este caso para el BMW 530e iPerformance, primer modelo híbrido con la capacidad para carga inalámbrica, pero posteriormente servirá para toda la gama de híbridos y eléctricos del gigante bávaro.

Tesla S Model podrá cargarse sin cables

En cuanto al cargador inalámbrico, éste consiste en una bobina primaria cubierta por una resistente e impermeable almohadilla la cual puede instalarse en el garaje de una casa o al aire libre, la cual recibe una carga de 220 voltios.

Esta almohadilla detectará una bobina integrada en la parte inferior del vehículo, generando un campo magnético alterno entre las dos bobinas, a través del cual se transmite electricidad sin cables ni contactos a una velocidad de carga de hasta 3.2 kW, suficiente para cargar completamente la pequeña batería del híbrido de BMW (530e iPerformance) de 9.4kWh en tan sólo tres horas y media.

Aunque continua siendo una apuesta bastante floja para ser el cargador principal para un eléctrico, esta almohadilla de carga inalámbrica si puede ser una buena alternativa para todos los modelos híbridos, gama a la cual tanto BMW, Mercedes-Benz, Volvo y Jaguar han dado una gran importancia en lo que el mundo finalmente da ese brinco total a los autos eléctricos.

Nissan y su eléctrica apuesta

Aunque estos cargadores todavía no cuentan con la misma eficiencia que un cargador de cable, la realidad es que todos los usuarios vamos a optar por este tipo de cargador, ya que simplifica la recarga del automóvil al mínimo esfuerzo, lo que permite una mayor adopción basada en la comodidad.

Por lo pronto, BMW se encuentra a la espera de la aprobación tanto de Canada como Estados Unidos para poder ofrecer estos cargadores inalámbricos a sus usuarios a principios de 2018.

Referencia: BMW

Enlaces Patrocinados
Comentarios