Thief 4, un ejemplo del potencial de Unreal Engine

El Unreal Engine 4, sucesor del impresionantemente bello Unreal Engine 3,  ha salido a la superficie después de que estuviera en desarrollo desde 2003. Es un poderoso motor gráfico que le ofrecerá a los videojuegos una ventana a un mundo de realismo sin precedentes. Los controles de iluminación, partículas, atmósfera y control de cuadros por segundo ofrecerá a los programadores una gran oportunidad para desarrollar el potencial de los videojuegos contemporáneos.

En esta industria existen cientos de motores gráficos con los que los diferentes desarrolladores pueden trabajar. En algunas ocasiones, las gráficas y la iluminación cinematográfica no son esenciales para realizar un juego de calidad. Sin embargo, en otros ejemplos, es necesario mostrar con extremo detalle todo momento de la jugabilidad, ya que forma parte de la narrativa y el estilo que el título quiere logar. Por ejemplo, tenemos un Gears of War que no hubiera tenido éxito de no ser por el Unreal Engine o un Crysis 2 que brilló por su excelente manejo de gráficos cortesía del motor CryEngine 3 o un Battlefield 3 que depente enteramente del Frostbite 2.

Además, existen juegos como Minecraft que no necesitan nada de eso para brillar. No obstante, en gustos se rompen géneros y no puede haber una ‘verdadera evolución’ si no se habla de motores que cada día se asemejan más a lo que vemos en nuestra vida diaria.

Si bien, muchos estudios cuentan con su motor gráfico doméstico, algunos otros prefieren tomar prestada la licencia de Unreal para desarrollar sus títulos. Actualmente existen un sinfín de juegos desarrollados en diferentes estudios que utilizan esta tecnología para visualizar sus aventuras; entre ellos figuran Alice : Madness returns, Bioshock Infinite, Bullestorm, Kinect Adventures y Mirror’s Edge, entre otros.

El año pasado se mostró el demo de Samaritan, un corto prerrenderizado y realizado con el motor en cuestión y Directx11, en el que se puede ver una especie de mundo estilo Bladerunner que relata la historia de un vengador genérico que mata a tiros a un montón de enemigos cyberpunk aún más genéricos. En este negocio algo es muy cierto: Puedes tener un gran hardware, pero no funcionará si tu proyecto no tiene inspiración o ángel, lo que demuestra que al final, lo que importa es la inspiración humana.

El Unreal Engine es un motor gráfico creado por Epic Games en 1998 que integraba el rendereo, la detección de impacto, inteligencia artificial, entre otras cosas para llevar al jugador a una experiencia nunca antes vista. Al principio, este motor se vio rebasado por Quake 2. Sin embargo, pasado el tiempo, su juego estandarte, Unreal Tournament, cobró venganza y mostró el verdadero poder de este innovador sistema para la creación de videojuegos.

De nuevo, el Unreal Engine 3 habría cobrado popularidad debido a un desconocido título conocido como Gears of War. Este innovador juego mostró tanto el potencial del incipiente Xbox 360 como del motor gráfico de Unreal. La leyenda continúa con su sucesor, ¿Cómo nos sorprenderá esta vez? Esperemos no sea con otra secuela refrita de GoW, sino que nos entreguen algo realmente nuevo y fresco.

Referencias: Unreal Engine Destructoid

Enlaces Patrocinados
Comentarios