Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

El #ApagónAnalógico pospuesto en Tijuana

Tan solo duró 3 días el apagón analógico en Tijuana antes de que se revirtiera la medida y se volvieran a encender las señales análogas de televisión en dicha localidad. Ayer, 31 de mayo, el pleno de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (COFETEL) decidió retrasar el apagón hasta el 18 de julio de este año respondiendo a la solicitud del Comité de Radio y Televisión del Instituto Federal Electoral (IFE) con motivo de las próximas elecciones locales programadas para el 7 de julio.

Un tema meramente de innovación tecnológica se vio politizado rápidamente por los intereses en el medio masivo de comunicación con mayor penetración en el país: la televisión.

De esta manera, surgen muchas dudas sobre el mensaje de esta medida.

¿Quién pospuso el apagón analógico en Tijuana? Técnicamente, la Comisión Federal de Telecomunicaciones fue el encargado de regresar las señales análogas de televisión. Políticamente, el Instituto Federal Electoral, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, el alcalde de Tijuana y unos cuantos legisladores solicitaron el atraso en la digitalización. Prácticamente, las grandes televisoras en México han manejado el tono de la discusión como un grave problema social al dejar sin televisión al 7% de la población de esa ciudad.

¿Por qué se retrasó el proceso? Porque el bien común ha sido supeditado a los intereses políticos. La razón que tomó la COFETEL fue la solicitud del IFE y, al no tener competencia en el ámbito electoral, decidió aceptar dicha solicitud y aplazar el apagón. No es ninguna sorpresa encontrar los nexos entre la política y los medios masivos de comunicación, en especial, los unidireccionales mayor penetración. Esperemos que los tijuanenses se encuentren agradecidos por poder recibir de nuevo los canales de televisión análoga junto con la carga de spots políticos tan importantes para su vida democrática.

¿Qué podemos rescatar de esto? Las personas que no se prepararon en todo este tiempo para la transición tendrán mes y medio adicional para conseguir decodificadores y recibir las señales digitales. También, ya podemos identificar con nombre y apellido a los actores que buscarán retrasar el proceso de digitalización en todo el país. Además, la COFETEL solicitó a los radiodifusores que a más tardar el 17 de junio informen sobre los canales análogos que devolverán al estado para su uso en servicios de nueva generación, lo cual llevaría a que las televisoras acepten simbólicamente que tendrán que regresar este preciado espectro. Por último, se gana experiencia en los siguientes apagones programados para el resto del año en el norte, durante 2014 en las principales ciudades del centro y concluir con la totalidad del país en 2015.

En mi opinión es un retroceso parcial en la política pública que fomenta la innovación y la competencia. Esto de ninguna manera quiere decir que la transición a la televisión digital terrestre ha sido suspendida sino únicamente pospuesta unas cuantas semanas y será importante cuidar que no se siga atrasando. Tampoco este es un proceso que nos haya tomado por sorpresa ya que desde 2004 ha estado en el radar y se sabía que Tijuana sería la primera ciudad desde hace casi tres años.

Me gustaría retomar el párrafo final del texto que escribí cuando se adelantó el apagón analógico de 2021 a 2015.

Dicho todo esto, mi pregunta sincera y viendo este sector tan inmerso en pleitos legales y amparos, ¿creen que sea factible culminar con éxito para 2015 el apagón tecnológico o será otra de las buenas intenciones del gobierno retrasada y/o frenada por los intereses particulares?

Más información oficial en el comunicado de prensa de COFETEL aquí.

Desde la Red…
Comentarios