Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

intelati.JPGDice una frase muy conocida que “recordar es vivir” y es cierto, sin embargo, en el mundo tecnológico no es así. A continuación comparto con ustedes una prueba del porque pienso lo anterior.

Me encontraba formateando una maquina de esas que llamamos “viejitas”, ya saben, revisando el gabinete, cables, puertos, etc. Cuando toco el turno de revisar la parte interior “los fierros”, me encuentro con una pequeña sorpresa. La tarjeta madre de marca Intel con un chipset ATI. ¿Qué? ¿Cómo?, si, leyeron bien ATI. Lo primero que vino a mi mente fue la reciente compra de ATI realizada por AMD, seguido de un “flashback histórico” tratando de recordar la última vez que había visto un chipset ATI en una tarjeta madre INTEL.

Obviamente me di a la tarea de buscar el modelo y despejar mi duda, la tarjeta madre modelo D101GGC con soporte para Pentium D, Pentium 4 y Celeron D (pin 775) había sido fabricada en el 2005 con actualizaciones y soporte hasta finales del 2006. ¡Wow! tan solo tiene 3 años de edad, históricamente es ¡nada! tecnológicamente mucho tiempo, al grado tal, de ser una tecnología obsoleta.

Bajo este argumento que denominare “temporalidad tecnológica” me baso para decir “recordar no es vivir”, porque, lo que recordemos (tecnológicamente hablando) en el pasar de unos meses o años ya es obsoleto y nostálgico, o ¿ustedes que opinan?

NOTA: Disculparan que no subí foto del chipset pero el disipador de calor estaba muy bien adherido. Por cierto les recomiendo el programa usado en la imagen se llama     CPU-Z el cual reúne información sobre el CPU, tipo de memoria, tarjeta madre, etc. y lo mejor, es ¡Gratis!

Desde la Red…
Comentarios