Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Estamos acostumbrados a ver filas de personas formadas para la apertura de tiendas de Apple al momento de vender sus nuevos productos iPhone, iPad y Apple Watch.

Para mucha gente, el poseer un dispositivo de la compañía de la manzana le debe ser muy importante porque es capaz de pasarse unos días al aire libre, durmiendo en una banqueta, para poder hacerse del nuevo teléfono

Cuando finalmente se abre la tienda, el usuario sale a la calle y otros le aplauden. Es una extraña fiesta que no termino por entender.

Pero no en todas partes pasa lo mismo. Aunque Apple quiera insistir en la expectativa que causan sus dispositivos, la llegada del iPhone 7 no parece haber sido espectacular como se esperaba, al menos en Dinamarca.

En la tienda Apple de Viborg, el segundo municipio más grande de aquel país, solamente dos personas se formaron para el gran lanzamiento del iPhone 7.

Los empleados pusieron globos e hicieron una escenografía típica para recibir a los compradores del nuevo teléfono, pero simplemente no hubo esas filas enormes de antaño.

La respuesta en China fue similar y pareciera que solamente se dan estos fenómenos de las filas interminables y aplaudir a quien tuvo como único mérito comprarse el teléfono antes que otros, en Estados Unidos.

Y si a eso le añadimos las críticas iniciales del teléfono, es claro que algo está pasando: o Apple está sacando demasiado pronto su siguiente teléfono y no hay espacio para que los dueños del anterior decidan que ya es momento de hacerse del nuevo o bien, como las mejoras son cada vez menores, o incluso, quizás no tan bien recibidas como la idea de tener que hacerse de costosos audífonos inalámbricos (y sí, ya sé que no es obligatorio), el interés parece estar decayendo.

Y si además pensamos que el costo del iPhone 7 es mayor que el de una laptop o computadora de escritorio, y que quizás por ese precio no está dando mucho más que el teléfono anterior, tal vez sean suficientes motivos para esperarse, quizá, a la siguiente versión.

Referencias: TechEye

Desde la Red…
Comentarios