Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

La mecánicas cuántica tiene en su haber grandes predicciones exitosas. La partícula de Higgs, el bosón denominado “la partícula de Dios”, la predijo el físico Peter Higgs cincuenta años antes de que fuese detectada. Higgs ha vivido para contarlo y además, hace unos pocos años recibió el Premio Nobel por este descubrimiento. Ahora, la existencia de una partícula que teóricamente ya ha sido predicha, por fin ha sido identificada.

Los detalles de la partícula denominada Xi-cc++ se presentaron en la Conferencia sobre Altas Energías en la Física, llevada a cabo en Venecia. El estudio llevado a cabo en el colisionador y liderado por el Dr. Patrick Spradlin de la Universidad de Glasgow, indica que este descubrimiento podría “dar luz sobre un enigma que lleva ya mucho tiempo y que sin duda abre toda una nueva rama de la investigación”. Su colega, el Profesor Paul Soler, también de Glasgow, describió el desarrollo como “una nueva frontera para entender la fuerza fuerte”.

Sabemos que toda la materia que está a nuestro alrededor está hecha de neutrones y protones, los cuales forman los centros de los átomos. Estos están hechos de tres pequeñas partículas llamadas quarks, las cuales pueden ser ligeras o pesadas. Hay, sin embargo, seis diferentes tipos de quarks, que se pueden combinar de diversas maneras para formar otras clases de partículas. Hasta ahora, todas las partículas detectadas tienen al menos un quark pesado.

El CERN y la contribución de los mexicanos

El descubrimiento tiene mucha importancia porque es la primera vez que los investigadores confirman la existencia de una partícula que contiene dos quarks pesados. De acuerdo con el profesor Guy Wilkinson, de la Universidad de Oxford, hay una intrigante diferencia entre esta nueva partícula y las anteriormente descubiertas.

“En contraste con las otras partículas de este tipo, en las cuales los tres quarks desempeñan una danza elaborada entre ellas, una partícula con dos quarks pesados se esperaría que actuara como un sistema planetario, donde los quarks más pesados son como dos estrellas orbitando una sobre la otra, con un quark orbitando alrededor de este sistema binario”.

El equipo de investigadores ahora está midiendo las propiedades del Xi-cc++ para así establecer cómo este nuevo arreglo de quarks se comporta y cómo al fuerza fuerte mantiene el sistema junto. Se esperan encontrar más partículas con dos quarks pesados en el futuro.

Hay que decir que esta panícula tiene otra propiedad inusual, que es que tiene dos cargas positivas que duplican la del protón y que es cuatro veces más pesada. Los investigadores del Gran Colisionador han reportado sus hallazgos en la publicación especializada Physical Review Letters.

Referencias:

BBC 

Desde la Red…
Comentarios