Cuando salió el iPhone en México, se convirtió en ese objeto oscuro del deseo, que todos querían pero que no todos podían comprar. Hoy el teléfono con el sistema operativo móvil de Apple resulta para muchos aún innaccesible y como puede más a veces las ganas de tener algo que el ser sensatos, muchos se “endrogan” adquieriendo el novedoso dispositivo.

Sin embargo, hoy los que quieren hacerse de un iPhone tienen un buen pretexto para comprarlo. Soporta caídas de una altura de aproximadamente unos 333 metros. Resulta que el controlador de combate de la fuerza aérea norteamericana, Ron Walker, perdió su teléfono iPhone 4 durante un vuelo. Él trabaja como el que coordina a los soldados que se tienen que tirar en paracaídas en fila y asegurarse que la aeronave está en posición cuando se ejecuta esa acción. El avión se movía a unos 150 mph y mientras Walker veía hacia afuera de la puerta de la nave, para encontrar los puntos de aterrizaje en tierra, su bolsillo se abrió y su iPhone salió volando (sin paracaídas, desde luego). El militar asumió que habría perdido su iPhone y listo, nada que hacer.

Cuando aterrizaron, Walker platicó con sus amigos la historia y decidió usar una app llamada “Find My iPhone”. Él esperaba, quizás si corría con suerte, poder hallar su teléfono, pues éste venía protegido por una cubierta de Griffin Motif TPU, aunque no estaba claro si podría haber protegido su iPhone de la caída. Aparentemente el teléfono cayó en la maleza y fuera de unos raspones simples, el iPhone funciona perfectamente.

Así que ahora sabemos que el iPhone 4 puede sobrevivir a una caída de unos 1000 pies si es que no aterriza el teléfono en concreto o en una superficie dura. De hecho, es fácil dañar a un iPhone si se le cae de una corta distancia. Me pregunto si Apple usará este hecho como parte de su propaganda para la siguiente versión de su popular teléfono.

Fuente: Tekgoblin

Enlaces Patrocinados
Comentarios