Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

autism2

El autismo es una enfermedad misteriosa, aunque en realidad se trata de un espectro de trastornos caracterizados por graves déficit del desarrollo, permanente y profundo. Afecta la socialización, la comunicación, la imaginación, la planificación y la reciprocidad emocional, y evidencia conductas repetitivas o inusuales. Los síntomas, en general, son la incapacidad de interacción social, el aislamiento y las estereotipias (movimientos incontrolados de alguna extremidad, generalmente las manos). Con el tiempo, la frecuencia de estos trastornos aumenta (las actuales tasas de incidencia son de alrededor 6 casos por cada 1000 niños).

Pues bien, la empresa que hace el software SAP tiene una política de reclutamiento que se extenderá a Alemania, Canadá y Estados Unidos, para este año y se busca asegurar que para el 2020 el 1% de la fuerza de trabajo global de SAP sean personas con autismo en diversos grados. La iniciativa de SAP se está llevando a cabo junto con Specialisterne, parte de The Specialist People, una organización danesa sin fines de lucro, fundada por Thorkil Sonne, cuando precisamente a su hijo se le detectó con autismo.

De acuerdo al sitio de Specialisterne: “Lo que excluye usualmente a los personas con autismo del mercado laboral es lo mismo que las hace empleados valiosos […] como la atención al detalle, cero tolerancia a los errores y una persistencia para hacer que el trabajo se cumpla. Nosotros no vemos personas diagnosticadas con autismo. En lugar de eso, vemos a verdaderos especialistas. Es por ello que nos referimos a estas personas como “la gente especialista””.

Luisa Delgado, de SAP, dijo: “Con Specialisterne, compartimos una creencia común que la innovación viene de los límites. Solamente empleando gente que piensa diferente y que puede encender la innovación, hará que SAP esté preparada para los retos del siglo 21”.

La primera prueba piloto se hizo ya en los laboratorios SAP de Bangalore, habiendo contratado a seis personas autistas como probadores de software para las aplicaciones de la SAP Business Suite. Como resultado SAP dice que el equipo ha incrementado su productividad y cohesión en áreas claves, mientras que Anka Wittenberg, jefe de diversidad e inclusión, comentó: “Esto realmente ha ayudado para mejorar el clima y la cultura en el equipo. El compromiso de los trabajadores creció y obtuvimos una retroalimentación positiva”.

Thorkil Sonne espera que otras compañías de tecnología tomen este ejemplo y apela a que se asocien con Specialisterne, cuya visión y meta es crear un millón de empleos para las personas con autismo y con condiciones relacionadas, como el síndrome de Tourette. “SAP es la primera compañía multinacional que se asocia con nosotros a escala global. Esta asociación posicionará a SAP como líder de pensamiento y motivación para el ecosistema  y es por ende un ejemplo”.

Anka Wittenberg describe la iniciativa de SAP como una situación ganar-ganar, y es fácil entender por qué. Se estima que en los Estados Unidos el autismo afecta a 1 de 88 infantes y 1 de cada 54 niños varones. Las estadísticas sugieren que la mayoría de estos diagnosticados no podrán hallar trabajo. La mayor barrera es la incapacidad de muchos de trabajar con otros, lo cual es una habilidad que se considera siempre importante en el proceso de la entrevista.

La asociación entre SAP y Specialisterne busca brincarse estos obstáculos introduciendo procedimientos alternativos para reclutar empleados, dando mediadores entre los trabajadores, sus empleadores y sus colegas, para por ejemplo, ayudarlos con los retos de comunicación en tiempos de trabajo de gran stress. Sin embargo, esto le da a SAP acceso a talento que se desperdicia, y que es capaz de trabajar en tareas demandantes y meticulosas.

Referencias:

SAP trabajará con autistas

Desde la Red…
Comentarios