Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

1230-ntu

Científicos de la Universidad de Bath en Reino Unido han desarrollado unos parches inteligentes con la capacidad de detectar infecciones en el cuerpo. Estos contienen un material parecido al gel y con diminutas cápsulas que liberan un tinte fluorescente no toxico como respuesta al contacto con las bacterias que frecuentemente ocasiones infecciones en las heridas.

“Los parches inteligentes podrían ser utilizados para alertar a los médicos sobre una infección con el tiempo suficiente como para evitar que la persona se enferme. No solo eso, estos parches podrían incluso eliminar la necesidad de utilizar antibióticos para combatir las infecciones”, dijo Toby Jenkins, responsable de la investigación.

El equipo de investigadores que trabaja con Jenkings en este proyecto, también colaboran con investigadores clínicos en un centro pediátrico para quemados en la Universidad de Bristol, por lo que se piensa que una de las primeras aplicaciones de estos parches inteligentes sería el tratamiento de las quemaduras. La razón de esto es que con frecuencia los médicos tienden a prescribir en exceso antibióticos para las heridas provocadas por las quemaduras, principalmente porque les preocupa que se presente una infección.

BD-25-e1447248385297

Esto podría dar lugar a cepas más resistentes a los antibióticos, de tal manera que con el uso de los parches inteligentes se podrá detectar la infección y minimizar las posibilidades de utilizar antibióticos. No solo eso, también serían de gran utilidad para el seguimiento de heridas quirúrgicas, así como las heridas resultado de lesiones traumáticas. Jenkings también menciona que todas las heridas quedan colonizadas por bacterias, incluyendo especies patógenas, sin embargo, en las pequeñas poblaciones, por lo general no son perjudiciales, lo que significa que el propio sistema inmunológico podría encargarse de eliminarlas.

En otros casos sin embargo, una población de bacterias dañinas crece a tal grado que el sistema inmunológico no puede eliminarlas, por lo que se requiere de la intervención médica para hacerlo. Jenkings y su equipo están seguros de que esta transición normalmente sucede varias horas antes de que los síntomas clínicos aparezcan. En consecuencia, con una detección temprana mediante estos parches inteligentes, se le podría dar a los médicos el tiempo suficiente como para atacar la infección, incluso antes de que la persona comience a experimentar los síntomas.

Si todo sigue como va, se tiene previsto que estos parches inteligentes que detectan infecciones puedan estar listos para los ensayos clínicos a partir del 2018.

Referencia: Universidad de Bath

Desde la Red…
Comentarios