Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

descarga

Investigadores del Centro de Investigación Científica y de Educación Superior de Ensenada (CICESE) desarrollaron una pulsera que equipada de un biosensor es capaz de medir los niveles de glucosa a través de la piel, sin necesidad de extraer sangre del paciente.

El dispositivo en forma de pulsera, al estar en contacto con la muñeca del usuario y por medio de tecnología de comunicación de campo cercano (NFC) una aplicación para dispositivos móviles, transmite la información del nivel de glucosa del portador a un smartphone.

“Es un glucómetro en sí, medimos la concentración de glucosa que está en la piel, esa concentración de la piel es exactamente la misma de la sangre, entonces nosotros, por medio de un método químico, extraemos la glucosa, se aplica un potencial entre dos electrodos durante tres minutos y luego, ya que se extrae la glucosa de la piel, hacemos una medición química también”, explicó José Antonio Tejeda Rodríguez, responsable de la investigación.

La medición que hace el dispositivo es muy exacta, ya que tiene un margen de error mínimo, similar al de los glucómetros tradicionales; sin embargo, también brinda la opción de compartir la información con otras personas, gracias a la aplicación para dispositivos móviles.

La pulsera además ofrece la posibilidad de ser programada para que esté realizando mediciones periódicas al paciente y almacena los datos recabados para llevar un registro en la app del celular, en donde se despliega la información.

Cabe destacar que el proyecto ya obtuvo en junio el Premio Santander a la Innovación Empresarial 2016, donde compitió con más de mil proyectos de negocio desarrollados por estudiantes de universidades de todo el país.

Uno de los requisitos para participar en el concurso es elaborar un plan de negocios y contemplar el impacto social del proyecto, lo que dio pie a la búsqueda de estadísticas relacionadas con la diabetes.

“Básicamente los datos que nosotros sacamos son de la federación internacional de diabetes y se identifican en 2015 a 11 millones de mexicanos con diabetes y dan un estimado de que cada año se incrementan 300 mil nuevos casos, entonces es una problemática bastante real y bastante grave en la cual pudimos incursionar con la generación de este biosensor”, puntualizó.

Actualmente el plan de negocios comprueba la factibilidad del proyecto, sin embargo el dispositivo todavía no está listo para ser comercializado; no obstante, los desarrolladores esperan afinar el prototipo y lanzarlo en un futuro cercano.

Referencia: CONACYT

Desde la Red…
Comentarios