big-bang00
Por vez primera, los científicos han hallado evidencia directa de la expansión del Universo, es decir, ya dejó de ser una mera especulación. Se trata de un evento predicho teóricamente, el cual habria ocurrido instantes antes de la gran explosión, el big bang, que ocurrió casi cerca de 14 mil millones de años.
La clave parece haber sido codificar la radiación de microondas primordial de fondo, causada por las ondas gravitacionales, las cuales son una especie de ondulaciones en el “tejido” que denominamos espacio y que se siguen expandiendo a través de éste último hasta nuestros días. Los científicos han hallado y medido, la polarización clave, u orientación, de las microondas causadas por las ondas gravitacionales.

Cabe señalar que las ondas gravitacionales fueron propuestas por Albert Einstein en la Teoría General de la Relatividad hace cerca ya de 100 años, pero nunca habían sido demostradas. Se creia que tenían que ver con el origen de la gran explosión y que se deberían haber ampliado por la inflación del Universo. “Son el eslabón perdido en la cosmología”, dice el físico Marc Kamionkowsky, de la Universidad de John Hopkins y agrega “es algo que pensamos debía estar ahí, pero no estábamos completamente seguros. Podemos decir que hemos trabajado duramente en esto por cerca de dos décadas”.

Como las ondas gravitacionales mueven el espacio por el que viajan, éstas imprimen -por decirlo de alguna manera- un patrón específico en el fondo de microondas cósmico. Como las ondas de luz, las ondas gravitacionales tienen correlaciones que se definen en términos de polarización hacia la izquierda o la derecha. Usando un telescopio especial, ubicado en el Polo Sur, los científicos no solamente detectaron las ondas gravitacionales de la radiación fósil del Universo, sino que también hallaron que las señales de polarización eran mucho más fuertes que lo esperado.

Además de exponer por primera vez una evidencia directa de la inflación del Universo, las medidas pueden ser usadas para medir cuando ocurrió esto y determinar cuanta energia se necesitó. “Es un inicio de la unificación de las fuerzas fundamentales a energías 10 cuatrillones de veces más altas que aquellas accesibles en el Gran Colisionador de Hadrones del CERN”, dijo Kamionkowsky.

Los modelos de computadora indican que el Universo se expandió por 100 cuatrillones de cuatrillones veces en  .0000000000000000000000000000000001 (10 a la menos 34) segundos después del Big Bang, hace 13.8 mil millones de años. El telescopio para detectar las ondas gravitacionales se llama Biceps, que es el acrónimo de Background Imaging of Cosmic Extragalactic Polarization (Imágenes de fondo de la polarización cósmica extragaláctica).

“Los resultados son extraordinarios, por lo que se requerirá el más extraordinario escrutinio”, indicó Kamionkowsky.

Referencias:

Discovery News

Enlaces Patrocinados
Comentarios