El próximo lunes 21 de agosto, sucederá en la tierra uno de los fenómenos meteorológicos más fascinantes, el eclipse total de sol, que los estadounidenses han bautizado como “el gran eclipse Americano”, que cubrirá 14 estados de nuestro país vecino, mientras que en México solo tendremos la oportunidad de apreciar un eclipse parcial de sol en algunos estados de la república.

Sin embargo, durante los últimos años Internet se ha llenado de muchos mitos y rumores sobre los eclipses, desde el daño permanente a los bebés de las mujeres embarazadas, hasta la pérdida de la vista con tan solo poner la mirada fija en ellos. Por esta razón hemos recopilado los mitos más populares de los eclipses.

Bebés deformes

Desde hace muchos años se ha creído (sobre todo en México) que en los eclipses lunares, las mujeres embarazadas deben colocarse una faja roja o listón rojo en su vientre, ya que el no hacerlo puede provocar malformaciones a sus hijos. Y aunque se sabe que esta creencia nació en la época de los aztecas, hasta ahora no se ha comprobado científicamente que los eclipses tengan alguna repercusión en los embarazos.

El ocaso del pueblo

Los eclipses de Sol son considerados los más poderosos para muchas culturas, sobre todo porque el “astro rey” es quien más energía emana en el sistema solar, por ello, uno de los mitos más viejos menciona que todos los pueblos donde se presencia un eclipse solar son azotados por pestes, guerras y asesinatos durante los próximos meses o años, todo dependiendo la duración del eclipse, ya que por ejemplo, una hora es igual a un año de efectos negativos para los lugareños.

Así podrás ver el eclipse solar en México a través de Internet

Bebés brujos

Si las deformaciones no son suficientes, algunas culturas alrededor del mundo han tenido la creencia  que las mujeres embarazadas que ven un eclipse, ya sea a través de un telescopio, o directamente con el uso de lentes, adelantan el parto, y dan a su hijo dotes de brujo o bruja, esto dependiendo de la cantidad de poder que reciba del fenómeno astronómico.

De hecho, hay varios casos registrados de mujeres que tuvieron contracciones horas después de ver un eclipse, sin embargo, no hay forma de comprobar que este fenómeno tenga algún efecto sobre el embarazo humano.

 

Devorando El Sol y la luna

Las civilizaciones antiguas creían que durante los eclipses, el sol era devorado por algunas criaturas mitológicas como un dragón, en el caso de Europa, o en diferentes pueblos asiáticos se hablaba de un perro celestial, mientras que en Iraq la cultura habla de una ballena que se come a la luna mientras se suscita un eclipse lunar.

Los mitos más populares sobre los eclipses

Cada vez que se presenta un eclipse de sol, es común que todos queramos mirar al cielo a verlo, sin embargo, esto es dañino para nuestra salud visual, por tal motivo se ha creído durante muchos años que lo mejor es ver el reflejo del eclipse en un charco o pileta de agua, sin embargo, expertos aseguran que la luz que se genera sigue siendo bastante alta para que el ojo humano no sufra ningún daño.

Por esta razón, es importante ver los eclipses con los equipos de protección necesarios como “lentes de eclipse” o un “visor solar”, no utilizar lentes oscuros o filtros caseros, ya que no protegen lo suficiente nuestra vista.

¿Conoces algún otro mito sobre los eclipses?, compártelo con nosotros en los comentarios para estar al tanto.

Enlaces Patrocinados
Comentarios