snipsnip

La idea de vestirse con ropa inteligente lleva muchos años dando vueltas en la cabeza de algunos fabricantes de ropa.

Solo basta con remontarse a la década de los ochenta cuando la película Volver al Futuro mostraba cómo Marti y el Doc viajaban a lo que en ese momento era el futuro y ya existía ropa autoajustable y tenis Nike que se “amarraban” solos, esto últimos presentados hace algunas semanas por la marca de ropa deportiva.

Sin embargo, esta ropa inteligente debe de contener algún tipo de mecanismo electrónico para poder tener la facultad de ajustarse al tamaño de la persona, lo cual los vuelve hasta cierto punto poco práctico, debido a la fragilidad y delicadeza de los componentes que podrían romperse dejando inservible la prenda.

Un equipo de ingeniería de la Jacobs School of Engineering ha diseñado una tinta magnética hecha a partir de muchos fragmentos de magnetos de neodimio, los cuales cuando son añadidos a tinta electrónica – con la que se imprimen normalmente los circuitos – y polvo de carbono para incrementar la conductividad, tienen la cualidad de que cuando son separados o cortados, vuelven a unirse, para autorepararse o autosanarse.

Solo hay un inconveniente, este mecanismo necesita de energía como si fuera un electromagneto, para poder llevar a cabo su función aún cuando ya está reparada la fisura, lo cual lo vuelve algo complicado de implementar.

El equipo de ingenieros dijo, que va a seguir trabajando en nuevos prototipos de tinta magnética para poder ir corrigiendo los errores que se han presentado hasta el momento, apoyándose de simulaciones por computadora.

Referencia: Science AdvancesEngadget

Enlaces Patrocinados
Comentarios