iStock_000000385103Small

Un estudio de la City University de Londres ha sugerido que la forma en la que nuestros ojos responden al ver la televisión podría identificar el riesgo de padecer glaucoma, la principal causa de ceguera en el mundo.

Alrededor de 65 millones de personas en todo el mundo padece glaucoma, un grupo de enfermedades de los ojos que dan lugar a un daño progresivo en el nervio óptico que conecta la retina al cerebro, causando la pérdida gradual de la visión. Y debido a que el glaucoma es una enfermedad infradiagnosticada, la investigación podría ayudar a acelerar su detección y así facilitar su tratamiento antes de que se produzca un daño permanente.

Uno de los mayores problemas con este enfermedad es que no ofrece síntomas en sus principios; la mayoría de las personas no saben que está sufriendo una pérdida de visión periférica y, por desgracia, debido a que el glaucoma empeora las personas afectadas pueden terminar perdiendo la visión de forma irreversible.

El equipo dirigido por el profesor David Crabb comparó un grupo de 32 personas de edad avanzada con una visión saludable con otro de 44 pacientes con un diagnóstico clínico de glaucoma. Ambos grupos fueron sometidos a exámenes rutinarios de la vista; también se valoró la gravedad de la enfermedad en el grupo con diagnóstico clínico.

TV--478x270

Los investigadores mostraron a los participantes tres clips de televisión y de cine sin modificar en una computadora; al mismo tiempo un dispositivo de seguimiento ocular registraba todos los movimientos de los ojos y, en particular, la dirección en la que la gente estaba buscando la imagen. La información se utilizó para generar mapas detallados que permitieron el diagnóstico de glaucoma.

“Estos son resultados preliminares, pero hemos encontrado que podemos identificar a los pacientes con glaucoma mediante la forma en la que vemos la televisión”, asegura Crabb. El experto cree que esta información suponer un gran avance en la detección o en el seguimiento de una enfermedad que actualmente es responsable de uno de cada diez casos de ceguera tan solo en el Reino Unido.

Ahora el equipo está buscando monitorear la visión de los pacientes durante un período más largo con esta técnica y ver si existe la posibilidad de explorar otras áreas de la enfermedad de los ojos, así como si dicha prueba se podría hacer de forma remota en la casa de un paciente usando una tableta o una computadora.

GLAUCOMA

Ésta es una enfermedad del ojo caracterizada por el progresivo deterioro del nervio óptico. Es una de las principales causas de ceguera (aproximadamente un 20% de los casos de ceguera en el mundo se deben al glaucoma). Se puede presentar a cualquier edad. Sin embargo, existen grupos de personas que están proclives a desarrollarla como:

  • Mayores de 45 años que no se hayan realizado un examen
  • Personas con familiares directos con glaucoma
  • Personas con presión intraocular  alta
  • Miopes (mayor a 5 dioptrías)
  • Pacientes medicados con corticoides
  • Personas que hayan sufrido un golpe en el ojo
  • Diabéticos

glaucoma

Los síntomas más comunes:

  • Visión borrosa
  • Dolor de ojos y de cabeza
  • Náuseas y vómito
  • Ver halos de colores alrededor de las luces brillantes
  • Pérdida repentina de la visión

La mayoría de las personas no experimentan ningún síntoma o signos de alerta temprana en el inicio. El glaucoma puede ser tratado, pero no es curable. La mejor forma de prevenirlo es realizándose exámenes oculares de rutina, ya que la pérdida de visión causada por el glaucoma es irreversible, pero si se detecta a tiempo y se sigue un tratamiento, se puede conservar la visión.

Referencia: Frontiers of Neuroscience

Enlaces Patrocinados
Comentarios