La impresión 3D de un corazón ayuda a salvar la vida de un niño

Ingenieros de la Universidad de Louisville en colaboración con los médicos del Hospital Infantil Kosair han logrado salvar la vida de un niño de 14 meses, al  realizar una exitosa operación creando un modelo tridimensional de su corazón.

El pequeño Roland Lian Cung Bawi de Owensboro nació con cuatro defectos congénitos en su corazón y sus médicos buscaban un mayor conocimiento de su condición previo a su operación. el Dr. Philip Dydynski, jefe de radiología del Hospital Infantil Kosair, quien acababa de visitar el Colegio de Ingeniería J.B. Speed de la Universidad de Louisville, había vuelto impresionado con las capacidades de impresión en 3D disponibles allí, consultó con el gerente de operaciones del Centro de Prototipos, Tim Gornet, sobre si podría construirse un modelo en 3D del corazón del niño utilizando una plantilla creada por imágenes de una tomografía computarizada, para permitir así a los médicos planificar y preparar mejor la cirugía.

El resultado del trabajo del Centro de Prototipos fue un modelo de 1.5 veces el tamaño del corazón del niño, construido en tres piezas con un filamento flexible que necesitó alrededor de 20 horas de impresión y 600 dólares.

La impresión 3D de un corazón ayuda a salvar la vida de un niño

Una vez que el modelo 3D se construyó, Erle Austin III, cirujano cardiotorácico, junto con la Universidad de Medicina de Louisville, fue capaz de desarrollar un plan quirúrgico y completar la reparación del corazón en una sola operación.

“Creo que utilizar el modelo es un elemento de cambio en la planificación de cómo hacer una cirugía de un complejo defecto cardíaco congénito”, dijo.

Las operaciones pediátricas son difíciles debido a que las estructuras internas de los órganos de un niño son pequeñas y difíciles de ver con claridad. Este modelo permitió que el equipo limitase la cantidad de incisiones exploratorias, redujese el tiempo de trabajo y evitase la necesidad de operaciones de seguimiento.

“Después de que tuve y estudie el modelo 3D, sabía exactamente lo que tenía que hacer y cómo podría hacerlo”, aseguró Austin, “fue un gran beneficio”.

La operación Roland fue un éxito y dado de alta del Hospital Infantil Kosair el 14 de febrero y está a la espera de una esperanza de vida normal.

Referencia: University of Louisville

Enlaces Patrocinados
Comentarios