Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

El jueves pasado, la vista desde el cráter Gale de Marte fue espectacular, al observar la sonda Curiosity un eclipse solar parcial. En este caso, el eclipse es muy similar a los que vemos de vez en cuando en la Tierra, pero aquí la diferencia es que fue Phobos, una de las pequeñas lunas marcianas, quien cubrió parcialmente al sol.

Afortunadamente para nosotros, el Curiosity estaba ahí para tomar las fotos del tránsito de Phobos. Igualmente, afortunadamente para todos, el Curiosity tomó sus precauciones para proteger su visión y poder tomar las fotografías en secuencia. Así que para capturar la imagen del eclipse, la cámara Mastcam del Curiosity usó un filtro de densidad neutral que protegió el sistema de imágenes de la nave de la misma manera que un proyector de pinhole (cámara estenopeica), como lo que hacemos los humanos al ver un eclipse y proteger la vista. En el caso del Curiosity, el filtro redujo la brillantez de la luz solar a una milésima de su valor actual.

La imagen, sin embargo, no es tan rara pues podría ser observada desde la Tierra. Phobos orbita Marte a una distancia de solamente 3700 millas, lo cual es la menor distancia de una luna a su planeta (la Luna terrestre, por ejemplo, está a 380,000 kms de la Tierra). Debido a la corta distancia de Phobos, el tránsito sobre el Sol puede ser visto desde algún punto de Marte cada día. Lo interesante es que para que ocurra este fenómeno, desde donde está el Curiosity, pasará todo un año.  Esta no es la primera vez que se captura un eclipse parcial de Sol en Marte. La nave Opportunity capturó uno en el año 2010.

Referencia: NASA

Desde la Red…
Comentarios