Todos en algún momento hemos perdido algo: Las las llaves, el teléfono, los lentes o incluso alguna prenda de vestir.

Y es terrible la sensación de extraviar pertenencias y pasar un mal rato buscando con la incertidumbre de si lo vas a encontrar o no.

Claro que mucho depende de dónde se se extraviaron los objetos. No es lo mismo perder dinero en algún pantalón que en la calle u olvidar algún objeto en un taxi que en Uber.

Los servicios de transporte privados, como Uber, cuentan con un mayor compromiso y devuelven los objetos a los usuarios y, de hecho, ofrecen todo un mecanismo para facilitar la recuperación de objetos.

Cuando viajamos en un servicio privado tienes la posibilidad de comunicarte con el chofer y recuperar lo olvidado.

Contactamos a Uber para preguntar qué tan frecuente es el olvido de objetos y cuáles son los más comunes. De acuerdo con la compañía, aproximadamente al mes son extraviados entre mil 500 y dos mil objetos y ésta es la lista de los artículos más que comúnmente son olvidados:

Lo más olvidado: 

Cosméticos, carteras, celulares, llaves, mochilas, suéteres y chamarras, lentes, zapatos, libros y botellas de alcohol. A lo que Uber agregó “si contáramos el número de botellas de alcohol olvidadas durante los fines de semana, podríamos armar una ¡gran fiesta! Por cierto, solo las caras son reclamadas por los usuarios”.

Los más raros:

Cuesta trabajo entender cómo es posible olvidar estos objetos, ya que simplemente por su tamaño, no es como que pasen desapercibidos. Pero, según Uber, estos son los más exóticos:

  • Un microondas nuevo, además éste nunca fue reclamado
  • Una televisión nueva, pero si la recogieron
  • Maletas de viaje
  • 4 paquetes de croquetas para perro de 20 kilos cada uno
  • Bolsas con las compras del supermercado
  • Una estatua de un gnomo de un metro.

El más valioso:

Una mujer olvidó su portafolio con un cheque de ¡80 mil pesos al portador! El conductor acudió al centro de atención e inmediatamente contactó a la usuaria, quien era una empleada de banco y todavía no se había dado cuenta.

Los más curiosos:

Una mujer olvidó su regalo de aniversario, un elefante de peluche, un corazón de “I Love U”, unos chocolates y un letrero que dice “te amo con todo mi corazón, mi amor. 6 años, 6 meses”.

Tal vez para algunos es un mal detalle por parte de la mujer, pero lo que si es terrible es la vez que un usuario olvidó a su gato en un Uber.

El conductor acudió al centro de atención para entregarlo, pero por obvias razones el gato no podía quedarse en una bodega como cualquier otro objeto olvidado, por lo que el conductor se ofreció a cuidarlo mientras el usuario lo reclamaba, pero ese momento nunca llegó. Por lo que el conductor decidió adoptar al gato.

Enlaces Patrocinados
Comentarios