Hace unos meses, decidí que era el momento de aprender a programar para algún dispositivo móvil. Pensé en el iPhone, pero para eso hay que tener una computadora Apple que soporte una de las últimas versiones del sistema operativo Mac OS X, y como no tengo Mac, decidí que no era buena idea. Así que pensé en enfocar mis recursos a Android, de Google, pero cuando estaba a punto de instalar todo el sistema de desarrollo que Google proveé, apareció una invitación a ir a un evento de premiación de un concurso organizado por Microsoft México, dentro de la UNAM.

A los ganadores de esta competencia de software les dieron Xbox con Kinect y un teléfono con sistema operativo Windows Phone 7. Entonces tuve la oportunidad de hablar con el gerente de la parte académica de Microsoft y en el intercambio de ideas surgió la posibilidad de que en la Facultad de Ciencias diese, en unos seis meses, un seminario de cómo programar este tipo de teléfonos. Quedamos en comunicarnos más adelante y entonces tomé la decisión de aprender a programar en Windows Phone 7 (WP7).

Cabe decir que a quien le interese aprender programación, lo primero que debe hacer es conseguir la literatura obligada: los manuales del usuario, el software de desarrollo que piensa usar, y uno que otro libro de iniciación al tema. Eso hice yo y una vez instalado el Visual Studio 2011 para Windows Phone 7, empecé a leer y a experimentar con las posibilidades que ofrece el WP7.

Ya logré, por ejemplo, crear una simple aplicación y ver la interacción entre el ambiente de desarrollo visual, el uso del emulador, el del sistema “expresion”, que permite “maquillar” los componentes para darles una vista moderna, por ejemplo, entre otras cosas. La realidad es que programar en WP7 no resultó ser tan complicado, al menos en un inicio, con respecto a programar en cualquier ambiente de desarrollo medianamente visual. Todos estos sistemas comparten las mismas posibilidades: una paleta de componentes (toolbox le llaman en Visual Studio), que se arrastran literalmente al emulador de WP7.

Los componentes (botones, imágenes, cajas de texto, etc.), tienen propiedades y eventos asociados. ¿Qué queremos que pase cuando se dé click sobre el botón de “OK”? (y es ahí donde ponemos el código, que es C#. Así pues, basta entonces -al menos para iniciarse- echarse un clavado al Visual Studio y empeñarse por entender lo que hace el sistema. Si además, si se tiene experiencia con otras herramientas visuales, se notará que programar estos dispositivos móviles es menos complicado de lo que en apariencia parece.

Cabe señalar que el emulador de WP7 es como un teléfono móvil con ese sistema operativo y fuera de que no se puede simular la interfaz multitáctil, es muy útil para el desarrollo. Aunque el emulador está muy bien escrito y funciona estrictamente como el teléfono físico, el cargarse en el sistema tarda bastante (¡a pesar de usar una computadora,con procesador AMD de seis núcleos!), e incluso, el libro que me compré para aprender a programar en WP7 así lo indica.

Como sea, me parece que muchos programadores deberían buscar integrarse a estos nuevos modelos de negocios y de programación, en donde las empresas que hacen teléfonos móviles buscan “reclutar” programadores que hagan todo género de aplicaciones para que a su vez éstas pasen a la biblioteca de la tienda de aplicaciones respectiva, y así incluso, se pueda hacer dinero (para el programador). Las herramientas de desarrollo son gratuitas en prácticamente todos los teléfonos, no así cuando ya se quiere “publicar” algún programa en la tienda de aplicaciones del teléfono en particular. Ahí el desarrollador debe pagar unos 100 dolares para poder tener acceso a vender en esa tienda virtual. Hay -desde luego- una serie de restricciones sobre qué tipo de aplicaciones subir, entre otros asuntos, pero en el fondo es una buena oportunidad para desplegar el arte de la programación y por qué no, hacer de esto un verdadero modus vivendi.

Por cierto, tres libros interesantes, ya disponibles (en Amazon.com) sobre este tema son:

Beginning Windows Phone 7 Development;
Henry Lee y Eugene Chuvyrov;
Ed. Apress
Costo: 26.52 dólares

Microsoft® Silverlight® Edition: Programming Windows® Phone 7;
Charles Petzold;
Ed. Microsoft Press
Costo: 24.60 dólares

(por cierto, este libro se puede obtener legal y gratuitamente de este sitio)

Professional Windows Phone 7 Application Development: Building Applications and Games Using Visual Studio, Silverlight, and XNA;
Nick Randolph y Christopher Fairbairn;
Ed. Wrox
Costo: 29.07 dólares

Enlaces Patrocinados
Comentarios