La oficina sin papel, la “paperless office”, de la cual se habló años atrás, todavía está lejos de ser una realidad y en mi opinión, se usa cada vez más papel, en lugar de usar menos. Si no me creen, vean el escenario tradicional: mandamos a la impresora un documento, se imprime. Nos percatamos de un acento fuera de lugar y va de nuevo, imprimimos otra vez. No se usa ya corrector líquido (eso suena del Jurásico). Ahora simplemente apretamos un botón y listo, nueva impresión.

Sin embargo, es claro que muchos documentos se están escaneando. Quizás la idea no sea finalmente tener una oficina sin papeles y que todo lo veamos en la pantalla de la computadora. No parece ir por ahí el asunto. Si se escanean los documentos, el duplicarlos se convierte en una labor trivial. Con esto en mente, probablemente, salió el iConvert Scanner para el iPad, de Brookstone. Después de colocar un iPad (1 o 2), en la ranura correspondiente, se pone el documento a escanear y éste aparece en la pantalla del dispositivo de Apple. El documento puede entonces guardarse como JPG en la biblioteca de fotos del iPad.

Los documentos que acepta el iConverter Scanner van de 5 a 21.6 cms. de ancho y puede escanear hasta en 300 dpi de resolución. Una vez guardado como imagen el documento escaneado, puede transmitirse vía correo electrónico, imprimirse o incluso borrarse. También incluso puede editarse con cualquiera de las muchas apps que hay para edición de imágenes en el iPad.

Como puede verse en el siguiente video, la unidad del escáner es portátil y compacta y parece ser alimentada por baterías, aunque si se escanean muchos documentos, probablemente requiera de una recarga. El iConvert tiene una app gratuita en la tienda App de aplicaciones. Y si en estos momentos se está preguntando por qué no usaron una cámara digital que tome fotos a los documentos, es porque la distancia del lente de la cámara al objetivo cambia, lo que provocaría distorsiones. En cambio, el escáner hace una copia del documento 1:1.

El costo es de 149.99 dólares y sale a la venta el primero de febrero del 2012.

Fuente: Brookstone

Enlaces Patrocinados
Comentarios