Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

open365-00

Por años, el software libre ha buscado abrirse paso en el interés de los usuarios, de manera que usen esta alternativa a los sistemas cerrados y propietarios. Así, Linux ha buscado competir con sistemas con Windows o Mac. En lo que se refiere a programas gráficos, Gimp ha buscado ser un reemplazo lo suficientemente bueno a Photoshop, mientras que LibreOffice u OpenOffice han sido en su momento, suites que han buscado competir contra la suite de oficina más vendida en el mundo, Microsoft Office.

La empresa de Redmond, por su parte, ha seguido trabajando fuertemente en su suite informática y ha empezado a portar desde hace tiempo su disponibilidad desde Internet, es decir, directamente desde una página web. Microsoft Office 365 es una solución para poder usar  Office (Excel, Word, PowerPoint, Outlook y Access) pagando mensualmente una cuota accesible, en lugar de pagar una cantidad grande por dicho sistema para instalarlo en la máquina del usuario.  Las ediciones básicas de Office 365 tiene las apps mencionadas y espacio de OneDrive de 1 Terabyte para poder trabajar en la nube.

Y este modelo de renta de software parece atractivo a mucha gente y Microsoft lo ofrece entonces con diferentes pagos para las necesidades de sus usuarios, que pueden ser muy distintas, es decir, no es lo mismo contratar Office365 para una empresa con 20 y hasta 50 máquinas que para un usuario casero.

Pero esto no iba a poder ser toda la vida el coto de poder de Microsoft (o de Google con sus Google Docs), pues ha salido Open365, el cual trabaja de forma muy parecida a lo que hace la suite de la empresa de Redmond en la red. La suite abierta usa LibreOfice Online para poder abrir documentos en el navegador, o bien, usar cualquiera de las aplicación clientes para Windows, Mac, Linux e incluso Android. Open365 da unos 20 GB de almacenamiento en la nube (una importante diferencia pues Microsoft da un terabyte). Los archivos se pueden sincronizar en todos los dispositivos que se usen.

Y aunque el servicio está en etapa beta, los desarrolladores tienen planes de proveer de herramientas para permitir hacer hosting en los servidores de los propios usuarios. Esto podría ayudar a darle el poder parecido que tienen tanto Google como Microsoft en sus suites por Internet, sin sacrificar el control de sus datos.

La idea suena estupenda. Vamos a ver cómo evoluciona.

Referencias:

LifeHacker
Open365

Desde la Red…
Comentarios