Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Google_Maps_Obama

Durante estos días Google Maps ha estado en el centro de la crítica luego de que usuarios del servicio revelaran que, si se hacían búsquedas en la plataforma relacionadas con términos que podrían considerarse como racistas, Google Maps arrojaba como resultado la Casa Blanca, habitada actualmente por el presidente Barack Obama, su esposa Michelle y sus dos hijas

Y es que si se buscaba la frase “Nigga House” (Casa de Negros) en Google Maps, los resultados dirigían a la Casa Blanca en Washington DC. Esto de inmediato comenzó a generar miles de reacciones por parte de los usuarios en Internet y las redes sociales.

Obama_Google_Maps

Además del caso de Barack Obama, Google Maps también ha mostrado otro tipo de resultados que, en algunos casos ofensivos y en otros tantos hasta cómicos, se burlan especialmente de equipos de futbol. En México, hace un par de días se descubrió que si se tecleaba “Subcampeonísimo” la plataforma de Mapas llevaba al Estadio Azul, casa del club de futbol Cruz Azul que, desde hace casi 20 a{os, no logra consagrarse campeón de Liga y, en cambio, acumula varios subcampeonatos.

En Inglaterra también ha surgido una fiebre por este tipo de publicaciones, siendo los clubes Chelsea, Tottenham Hotspur, Newcastle United o el Wembley Stadium los principales afectados con las etiquetas que usuarios, de manera anónima, han colocado sobre las ubicaciones de los estadios en Google Maps.

Ante estos inconvenientes, Google ha tenido que salir al paso para pedir una disculpa por los lamentables hechos ocurridos  en su plataforma de mapas.

A través de una publicación en el blog oficial de Google, el vicepresidente de ingeniería y productos del buscador, Jan Fitzpatrick, aseguró que este tipo de taggeos ya fueron eliminados y pidió una disculpa a nombre de la compañía  a todas aquellas personas que se pudieran sentir ofendidas y aseguró que ya se encuentran trabajando para mejorar su algoritmo y que este tipo de situaciones no vuelvan a ocurrir.

Aunque Google se ha responsabilizado de su parte del problema, no hay que perder de vista que aquí el problema recae casi en su totalidad en los usuarios que son quienes, al ser una plataforma abierta, tienen la libertad de editar y dar de alta lugares para que aparezcan bajo el nombre que en ese momento les venga en gana.

Desde la Red…
Comentarios