Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Hace poco, aquí en unocero.com, hablamos de una tecnología que permite guardar información prácticamente de por vida. Nos referimos al M-DISC, quien promete guardar información por 1000 años. Pero ahora, los científicos de la Universidad de Southampton han anunciado el desarrollo de una nueva tecnología de cristal nanoestructurado. Esta tecnología podría tener aplicaciones en campos como la microscopía, pues aparentemente tiene la capacidad de guardar información para siempre.

El equipo de investigación, lidereado por el Profesor Petwer Kazansky, ha creado lo que se conoce como convertidor de cristal monolítico con polarización variante en el espacio. Cuando se imprime en un cristal de silicio, estos convertidores son capaces de alterar la polarización de rayos laser de ultracorta emisión pasando a través de ellos. Estos pulsos imprimen pequeños puntitos llamados “voxels“, los cuales son como pixeles 3D en el cristal.

Cuando un cristal está procesado por el laser, los voxeles producen pequeñas emisiones en remolino de luz. Las propiedades las  determinan la polaridad del pulso de laser que creo cada voxel. Estos remolinos diferenciados de voxeles pueden representar bits de datos, como los pulsos de luz hacen en los cables de fibra óptica. Pueden ser escritos, borrados y re-escritos en la estructura molecular del cristal y se ha reportado que nunca se degradan.

Los convertidores podrían aparentemente ser usados para manipulaciones ópticas de objetos de tamaño de un átomo, lo que daría imágenes microscópicas de ultra alta resolución, así como posiblemente nuevas técnicas para los aceleradores de partículas.

La Universidad de Southampton está ahora trabajando con una empresa de Lituania llamada Altechna, para comercializar esta tecnología. Un artículo sobre este tema puede verse publicado en el diario académico Applied Physics Letters.

Fuente: GizMag

Desde la Red…
Comentarios